El imperio de los incas nació en el Titicaca

Cada 05 de noviembre cientos de actores dan vida a la obra maestra del Inca Garcilaso de la Vega, la salida de Manco Cápac y Mama Ocllo del lago Titicaca.
RPP/Blas Condori

Cansado del caos mundano, el Dios Sol envió a sus hijos predilectos a formar civilizaciones. Ellos emergieron resplandecientes del mágico lago Titicaca y sosteniendo una varilla dorada iniciaron la fundación del imperio de los incas. 

Cada 05 de noviembre cientos de actores dan vida a la obra maestra del Inca Garcilaso de la Vega (1539-1616 ), quienes magistralmente escenifican el surgimiento de uno de los más poderos imperios de Latinoamérica y cuyo legado es el máximo orgullo peruano.

Desde hace más de 40 años, la escenificación de la salida de Manco Cápac y Mama Ocllo del lago Titicaca y su séquito real, ha cobrado mayor trascendencia no solo por sus matices histórico-ancestrales, sino también por lo selementos altiplánicos colla acoplados.

Esta actividad gana mayor notoriedad y es doblemente aprovechada por los turistas nacionales y extranjeros, porque coincide con los actos conmemorativos de la provincia de Puno, cuyo día jubilar se celebra el 04 de noviembre, y este es un evento oficial.

Con el correr de los años, su organización a través de la Federación Regional de Folklore y Cultura de Puno, con sus altibajos, ha logrado darle mayor magnificencia, tanto por el compromiso de alcalde de las islas Uros, como el talento de los participantes.

La Pachamama (madre tierra) y la Mama Cota (madre agua) son homenajeadas con rituales el inca y su consorte, quienes con sus respectivas ofrendas le pedirán que sea generosa con la cosecha del año y luego rendirán un festival de danzas en su honor.

La escenificación

Los primeros rayos del sol y el audaz sonido de los pututos anuncian que la comitiva real liderada por Manco Cápac y Mama Ocllo debe partir de la isla de los Uros para cumplir con la misión encomendada por su padre el Sol.

Acompañados del alcalde de este centro poblado insular, los tenientes gobernadores y nativos previamente piden permiso a la “Mama Cota” para surcar las aguas del Titicaca y luego desembarcar en el puerto muelle de Puno.

Elegantes e imponentes balsas de totora llevaron  abordo a la milicia  imperial compuesta por un gran número soldados, las acllas y sacerdotes del incanato que a su paso son ovacionados por su impresionante despliegue actoral.

Al promediar las 11:15 de la mañana, los incas y su acompañamiento fueron recibidos por una multitud y cargados en andas son llevados hasta el estadio Enrique Torres Belón, donde tras el ritual a la Pachamama de dio a conocer lo que le augura a la agricultura.

El otrora “Coloso de Piedra” previa a esta ceremonia también fue escenario de las labores habituales durante el incanato; así Manco Cápac enseña las labores del campo y Mama Ocllo adiestra a las mujeres en las tareas domésticas.

Con la venia de la Pachamama, el Dios Sol, los apus tutelares y otras deidades andinas, se dio paso al concurso de danzas autóctonas, que previamente escoltaron a la comitiva real desde el muelle al estadio. Las melodías de sikuris acompañaron en el trayecto. 

Cabe precisar que este certamen de danzas autóctonas denominado “Manco Cápac 2014” tiene carácter clasificatorio para participar de la festividad de la Virgen María de la Candelaria en el mes de febrero, por lo que su desplazamiento en el recinto es impecable.

Trascendiendo

Con el correr de los años, esta actividad se ha convertido en un emblema puneño y por su trascendencia se encamina a alcanzar la notoriedad e importancia de la fiesta del Inti Raymi del Cusco.

No obstante, será fundamental el involucramiento de otras entidades como la Dirección Regional de Cultura, así como el respaldo de la empres privada que en este año fue escasa al igual que el de la Municipalidad Provincial de Puno.

Ilustres personalidades con nostalgia se contaron cuando esta travesía iniciaba en la isla de Anapia, en la provincia fronteriza de Yunguyo, sin embargo no pierden las esperanzas que ello se retome y mejore.

Por: Zenaida Zea

Lea más noticias de la región Puno