Tras la fuga de cuatro internos del penal San Joaquín de Quillabamba (Cusco), el Instituto Nacional Penitenciario (Inpe) dispuso abrir una investigación administrativa disciplinaria.

En un comunicado explicó que conformó una comisión de la Oficina de Asuntos Internos para iniciar las investigaciones, con el fin de determinar responsabilidades.

Asimismo en el documento precisa que la fuga de los reos se produjo a hoy a las 06:50 a.m., cuando se realizaba la cuenta regular de los reos.

Cuatro de ellos (dos con armas de fuego) redujeron al personal de servicio y lograron escapar. Pese a esta situación, y a su escaso número en relación a la cantidad de internos (140, en un penal con capacidad para 80), los servidores penitenciarios reaccionaron y evitaron una mayor evasión de reclusos, indicó el Inpe.

Los fugitivos son Isbel Samuel Chinchiquiti Cahuenire, sentenciado por violación sexual; así como Mauro Huayllaccahua Rojas, Alex Ramos Pérez y Yover José Auccatoma Leche, procesados por tráfico ilícito de drogas (TID).

Lea más noticias de la región Cusco