Referencial (Lizzet Paz)

El presidente de la Corte Superior de Justicia de Piura, Juan Carlos Checkley, informó que durante el año 2014 los dos Juzgados Especializados de Familia de Piura reportaron un total de 1 661 procesos judiciales por violencia familiar, de los cuales el 60 % se llegó a sentenciar, quedando pendiente un 40 % que se suma a los 840 casos que ingresaron de enero a setiembre de este año, lo que representa un crecimiento significativo de violencia familiar en Piura.

El titular de la Corte de Piura añadió que estas cifras sólo representan a los casos que llegan ante el Poder Judicial, pues este tipo de violencia muchas veces no es denunciada o por el contrario; la víctima realiza la denuncia pero luego abandona el proceso.

“Una persona que es víctima de violencia familiar lo que quiere es que se termine el proceso de inmediato, pero la carga procesal y la carencia de recursos nos complica, un claro ejemplo de esto es que sólo tenemos dos asistentes sociales para emitir informes en el más breve plazo, lo que de seguro hace que la calidad del servicio se vea perjudicado” agregó Checkley Soria.

Lamentó que en Piura sólo existan dos Juzgados Especializados en Familia de manera permanente y uno transitorio que ayuda a sentenciar, no obstante a nivel de la Corte de Piura se gestiona mayores recursos y personal para acelerar este tipo de procesos, precisó el titular del organismo judicial.

Además, indicó que en el caso de aquellos sentenciados por violencia familiar que vengan incumpliendo las reglas de conducta impuestas por el juzgado, es la propia víctima quien puede poner en conocimiento al juez del caso sobre esta situación, el mismo que deberá tomar las acciones correspondientes, disponiendo incluso su detención y remitiendo copias a la Fiscalía Penal por desobediencia a la autoridad.

Lea más noticias de la región Piura