PARA QUE LA ANEMIA DEJE DE SER UN PROBLEMA DE SALUD PÚBLICA, LA OMS ESTABLECE QUE SUS ÍNDICES DEBEN BAJAR HASTA MENOS DEL 20%
En el Perú, al 2019, los niveles de anemia llegaron al 40%. La OMS dice que para que deje de ser un problema de salud pública, debe estar por debajo del 20%. | Fuente: Andina

El Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (MIDIS) informó que al 2019 los niveles de anemia alcanzaron el 40% a nivel nacional. Asimismo, la meta para el 2020, antes de la pandemia por la COVID-19, era bajar este índice a menos del 30% y a 19% en el 2021.

María Elena Ugaz, oficial de desarrollo infantil temprano de Unicef, es más específica y se refiere a la anemia a partir de los 6 meses. "Es de las más altas que tenemos en el país. En marzo, la suplementación de los niños de 4 meses era de 56.3%. En abril, con la pandemia, este porcentaje cae a 14%. Con todo el esfuerzo del sector salud y otros, a octubre llegamos solamente al 40.8%”.

Por su parte, Alejandro Vargas, coordinador de programas y proyectos en Acción contra el hambre considera que la situación de la anemia a finales del 2020 no será de las mejores. "Cerrar el primer nivel de atención, que abarca los establecimientos que tienen como obligación la prevención de las enfermedades y la promoción de la salud, ha debilitado muchos de los programas preventivos que tenemos en el país, uno de esos tiene que ver con la suplementación de hierro”.

Asimismo, señala que a pesar del plan nacional del cierre de brechas del gobierno es difícil que para finales del 2020 se pueda recuperar lo no avanzado “No creo que lleguemos a este nivel del 30% que se planteó. Toda la evidencia que se ha ido generando creo que nos anticipa ya que vamos a tener un incremento del nivel de anemia en el país”, sentenció.

Para Pablo Lavado, economista e investigador de la Universidad del Pacífico, al cierre del primer nivel de atención se suma el aumento del desempleo y la disminución de los ingresos, “que tienen como consecuencia una menor y peor alimentación que llevarían a un aumento de la desnutrición y particularmente en la anemia”.

LA ANEMIA NO ES SOLO UN PROBLEMA DE SALUD

La anemia es una enfermedad que tiene implicancias multidimensionales que superan los efectos en la salud de los niños. De acuerdo con un estudio de Grade del 2012, la anemia genera una pérdida de aproximadamente 2 mil 777 millones de soles. Pablo Lavado, afirma que “los niños que tienen anemia en sus 3 primeros años de vida van a ser menos productivos, van a ganar menos salarios, van a tener empleos de baja calidad cuando ingresen al mercado laboral. y esto redunda finalmente en una mayor vulnerabilidad y pobreza de las familias”.

“Un niño con anemia tiene un sistema inmunológico deficiente, eso lo expone a un conjunto de enfermedades y tiene también una afectación sobre su desarrollo cognitivo. El niño disminuye su capacidad de memoria, de concentración, reduce su actividad física y el nivel de exploración que tiene todo niño en el que va aprendiendo cosas, y también tiene menor capacidad de socialización con otros niños. Eso es muy importante porque es un proceso de interaprendizaje”, detalla Alejandro Vargas.

En el Perú, debido a la pandemia de la COVID-19, se busca combatir la anemia a través de vacunas y suplementos de hierro.
En el Perú, debido a la pandemia de la COVID-19, se busca combatir la anemia a través de vacunas y suplementos de hierro. | Fuente: Andina

Asimismo, comenta que el crecimiento y desarrollo cerebral del niño empiezan en el vientre materno por lo que considera que la atención en el control de la anemia debe iniciar en las mujeres en edad fértil y ser más intensa durante el embarazo. Otro punto por considerar para él es el riesgo que esta enfermedad supone para las mujeres gestantes en el momento del parto por las pérdidas de sangre que ocurre durante este proceso y “luego todavía el riesgo está presente por unos días en lo que se llama mortalidad perinatal”.

LA CAMPAÑA ELECTORAL

Los candidatos en estas elecciones tendrán la importante tarea de plantear soluciones sobre la base de la evidencia. En este sentido, para el tratamiento y prevención de la anemia, Pablo Lavado alerta sobre la posible propuesta discutible de erradicar completamente a la anemia del país, porque “no hay ningún país con cero de anemia porque tiene distintas causas”.

Para que la anemia deje de ser un problema de salud pública, la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que sus índices deben bajar hacia menos del 20%. María Elena Ugaz, espera que los candidatos aborden la anemia con acciones integradas que permitan afrontar el problema desde los diversos frentes que resultan en una mala nutrición del menor.

“Cuando hablamos de desarrollo infantil estamos hablando de lograr el máximo potencial de desarrollo del niño, que no solamente es anemia, es multifactorial. Todo el tema de salud, nutrición, seguridad alimentaria, el propio cuidado cariñoso y sensible, el juego, la comunicación y también agua y saneamiento. Estamos hablando de un sistema más integrado que nos permita a nivel territorial tener un trabajo más articulado. eso hay que fortalecer. No hay que dejar lo que hemos avanzado, tenemos que mejorarlo”.

Por su parte, a decir de Pablo Lavado, se considera necesario continuar el trabajo integrado el trabajo entre el MIDIS, Ministerio de Salud (Minsa) y el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) en las acciones contra la anemia. Asimismo, agrega que la entrega de sulfato ferroso y multinutrientes junto con las visitas domiciliarias deben ser empujadas de manera regular y constante por el Minsa y los gobiernos regionales e integrar a las familias con niños sin anemia por la facilidad de caer en ella, sobre todo en momentos de crisis como el de ahora. El trabajo debe continuar y se debe reforzar.