¿Qué hacías ahí el miércoles pasado? será una pregunta incómoda luego de consultar el historial de ubicaciones de Google | Fuente: Getty Images | Fotógrafo: domoyega

Google no solo es un “Gran hermano”. A veces actúa como un gran almacén de recuerdos y datos que jamás pensamos producir. Uno de los procesos automáticos que pasa inadvertido es la gestión de ubicaciones en Google Maps, que es capaz de registrar tus movimientos y traslados cada día.

Google Maps cuenta con una suite completa de ubicaciones | Fuente: RPP

¿Cómo registra Google mis movimientos y ubicación?

Desde que asociamos nuestra cuenta de Google a un teléfono, la red es capaz de almacenar nuestros datos de navegación. Sin embargo, para un registro efectivo, se requiere activar el GPS en el equipo. En iOS y Android, el sistema de ubicación es capaz de añadir nuestros movimientos al sistema, con un grado de exactitud tremendo. La data que recoge incluye; tiempo de traslado, tiempo de permanencia en un punto, hora de llegada, hora de desplazamiento.

¿Cómo accedo al historial de ubicaciones?

Para acceder al historial de ubicaciones en una cuenta, basta con buscar en Google “Mi Actividad”, o escribir en la barra de búsqueda “myactivity.google.com” para ingresar a toda nuestra información: las aplicaciones instaladas, las búsquedas hechas en todos los dispositivos, los correos que revisamos, todo.

La búsqueda añade fotos y datos generados en cada punto. Nos da direcciones exactas, trayectos y tiempo de trayecto entre puntos. Esta información también puede ser consultada desde el smartphone.

Basta abrir la aplicación Google Maps, y consultar “Tus recorridos” en el menú de la izquierda. Si deseas retirar esta información de Internet, puedes borrar la fecha consultada. Eso borrará la data en toda la plataforma.

¿Qué opinas?