Google Assistant se ha convertido en un aliado indispensable en tiempos de Internet | Fuente: RPP

La inteligencia artificial es una de las tendencias más populares en la tecnología. Cada vez que se habla de esta implementación se genera un entusiasmo en la comunidad de desarrolladores, y es más frecuente ver su aplicación en la salud, educación, detección de sismos, campo laboral y otras áreas.

Una de las empresas entregadas devotamente al desarrollo de la inteligencia artificial y herramientas para el aprendizaje automático de las máquinas ha sido Google. Desde hace unos años, ya comenzaban a ensayar con el aprendizaje del buscador, en una época en que el usuario final aun solo relacionaba internet con búsquedas, y no con asistencia. Fue en estas evoluciones de la red en que se forja el “asistente personal”, aquel que aprende de nuestros hábitos, ubicación, usos y tiempos. Una internet que te ayudara en las actividades diarias, y que estaba basada en el usuario se estaba creando.

Con esa asistencia, nació un producto nuevo bautizado como “Google Now”, que apareció con la llegada de Android 4.1 Jelly Bean. Inicialmente, este proyecto nació como parte de este despliegue de red intuitiva, que ordenaba nuestra rutina y la información importante en pequeño espacio. Con las diferentes actualizaciones, llega Google Assistant como formato más maduro y pensado para integrar todos los servicios de Google en favor del usuario, pero también para aprender de él y adelantarse a sus necesidades

Google Assistant es como un ayudante servicial, que se conecta a nuestra historia digital para tomar decisiones que nos ayuden. Este sistema, reforzado con los servicios de Google, interactúa de manera simple sobre varias plataformas integradas a nuestra cuenta para generar acciones en la nube. Si una vez le dijiste a tu teléfono que recuerde una alarma, seguramente tu otro teléfono recordará también la alarma. Si tenemos un boleto de avión en nuestro correo electrónico, Google Assistant nos agendará el vuelo para no olvidarlo, y nos mostrará el boarding pass al llegar al aeropuerto. Así de eficiente puede ser.

Esta asistencia virtual se extiende en todo el catálogo de la gran G, para recomendaciones, aprendizaje automático y ayuda permanente. Lo más simple de todo, pese a la extensa explicación, es la capacidad que tiene para adaptarse a nosotros. Podemos escribir en las barras de búsqueda, digitar teclas en un Smart TV con Android TV. Podemos hablar con nuestro reloj, una bocina inteligente, un auto, un hub o nuestro propio teléfono. Todo lo que Google aprende de nosotros, esta ahí, esperando a servir en cualquier momento.

Más allá de las formas, Assistant parece ajustarse a nuestras necesidades de manera silente. Por ejemplo, es capaz de notar cambios de rutina y recordar las ubicaciones. Digamos que comienzas a tomar clases los sábados en la mañana, y Assistant no lo sabe. Va a notar que cada sábado, a las 9 de la mañana, llegas al mismo punto. La tercera vez que lo hagas, te añadirá una ruta directa enlazada con Google Maps. Así de funcional.

Si quieres activar Google Assistant en Android, debes contar con la versión 7 “Nougat” o superior, y dejar pulsando el botón HOME – el redondo en la parte inferior de la pantalla, para comenzar la configuración. Una vez que reconoce tu voz con tres comandos “Ok Google”, ya podrás usar esta opción.

Sin embargo, hoy la interacción con el asistente es más profunda, al punto de interactuar con comandos de voz naturales en bocinas inteligentes, o autos con Android Auto. Basta con decirle a nuestro dispositivo “Ok, Google”, para que los comandos puedan ejecutarse. Este paso es importante, porque es en ese comando de voz en el que Google desencripta nuestro tono, nuestro timbre y la manera de hablar. Una vez que el sistema nos reconoce, podemos pedirle tareas realmente simples, como:

¿Cómo se dice caracol en francés?

Dame direcciones a la casa de mi hermano.

¿Cuándo nació David Bowie?

Envíale un WhatsApp a Claudia.

Multiplica 4 por 62.54

Reproduce la música de The Beatles en Spotify

¿A qué hora es mi reunión?

Incluso, basta con un “Ok Google. Buenos días”, para que el asistente nos resuma todo lo que debemos saber: reuniones en la mañana, noticias importantes, clima, viajes cercanos. Todo lo que necesitamos en la mañana, lo tiene Google. Menos el café.

Cada vez que le hablas, se acostumbra a tu timbre de voz en diferentes condiciones. Cada vez que subes una foto tuya a Google Photos, te identifica en las fotografías y conoce a detalle tus cambios. Cada vez que buscas una noticia, empuja tus fuentes más consultadas para priorizarlas. Cada vez que quieras escuchar noticias, identificará los servicios disponibles en tu zona para darte información completa, en audio o video, si estuviera disponible.

Assistant como una aventura en Android, pero luego se expandió al resto de dispositivos | Fuente: Google Blog

No solo es un software que te ayuda a mantener la agenda, sino que es un organismo integrado a tal nivel de profundidad que asusta. Seguramente las dudas respecto a la privacidad y la seguridad comienzan a aparecer, pero el desarrollo de mecanismos de defensa continúa progresando para identificar patrones de voz similares o el tipo de input que le damos al asistente.

Ahora, y gracias a las capacidades multimedia de Assistant, podemos reproducir contenido multimedia. Es por eso que ahora podrás disfrutar de "El Gran Resumen de la Hora" a través de Google Assistant. Ya no necesitarás tener la radio instalada. Bastará con que digas “Ok Google. Quiero escuchar el Gran resumen de la Hora” y tendrás en tu teléfono, Tablet, auto, bocina, televisor o dispositivo conectado a Internet la relación de titualres de RPP Noticias, como si lo tuvieras en la radio. Al despertar, antes de ingresar a una reunión, o después de clases, podrás tener la información precisa en el momento correcto. Ya está disponible "El Gran Resumen de la Hora de RPP Noticias" en Google Assistant.

¿Qué opinas?