Tesoros de la BNP
En el repositorio del cuarto piso de la sede de San Borja también se resguardan los libros antiguos, desde los primeros impresos llamados incunables. | Fuente: RPP Noticias

Hace doscientos años, cuando se gestaba la lucha por la Independencia del Perú, el grupo de patriotas liderados por don José de San Martín, la creación de una biblioteca era importante para nueva República. Es así que en agosto de 1821, semanas después de aquel 28 de julio, San Martín fundó la primera Biblioteca Nacional del Perú y donó su colección privada para que diera inicio esta institución que resguarda la memoria cultural y literaria del país.

El historiador Jorge Huamán comenta que el surgimiento de la Biblioteca Nacional se da con el fin de la Compañía de Jesús, la orden religiosa que tras su expulsión de los territorios españoles en 1717, dejó su amplia colección a disposición.

“Ese material es el que va a ser tomado como base de esta idea que trae San Martín (no tan nueva) de tener una biblioteca a la que puedan acceder todos los ciudadanos. En ese sentido, la creación de una biblioteca está relacionada a los ideales de la Independencia (Libertad e igualdad). San Martín fue claro el día de la inauguración de la biblioteca al decir que esta podía generar los servicios a la causa independentista que lo que los ejércitos habían logrado en el proceso de Independencia”, menciona.

Es así que la Biblioteca Nacional del Perú nace como una institución muy ligada a la Independencia proclamada. Sus primeros directores, Mariano José de Arce, Joaquín Paredes y Juan Coelho, formaron parte de estos grupos patriotas y aparecen como firmantes del Acta de la Independencia.

La historia de la biblioteca comparte hitos importantes con el mismo pasar de la patria. Y en sus paredes se resguarda la memoria literaria (y musical, también) de este Perú que conmemora su Bicentenario.

Tesoros de la BNP
El trabajo de conservación de manuscritos y partituras, materiales más sensibles que los libros, es clave para que estos textos antiguos puedan seguir siendo consultados por los usuarios, teniendo en cuenta que datan de entre el siglo XVI hasta el siglo XX. | Fuente: RPP Noticias

UN PASO AL PASADO

Talía Choque, historiadora de la Biblioteca Nacional del Perú, nos comenta algunos de los ejemplares más resultantes de esta zona importante de la colección de la institución.

En el repositorio del cuarto piso de la sede de San Borja también se resguardan los libros antiguos, desde los primeros impresos llamados incunables (es decir, aquellos que tienen la misma data que la imprenta) hasta los impresos en 1900. Biblias, diccionarios biográficos, bibliográficos y geográficos son parte de esta sección del Fondo Antiguo.

En esta sala podemos encontrar los cuatro tomos del libro “El Perú” de Antonio Raimondi, publicado en 1874. Otro de los ‘vecinos’ famosos de esta ala de la BNP es la Enciclopedia de las Ciencias y las Artes de Diderot, publicado en Francia en 1751, y que da inicio a la Revolución de las Ideas de la Ilustración. Todos estos pueden ser consultados en sala por los usuarios.

El trabajo de conservación de manuscritos y partituras, materiales más sensibles que los libros, es clave para que estos textos antiguos puedan seguir siendo consultados por los usuarios, teniendo en cuenta que datan de entre el siglo XVI hasta el siglo XX.

En este repositorio de los libros antiguos también puede ubicarse la Colección Raúl Porras Barrenechea, cuyos libros fueron parte de su biblioteca privada que fue donada por el gran maestro de la Historia peruana y que es resguardada en la BNP, incluyendo manuscritos y mapas. Todos estos libros tienen una característica en común: un ex Libris con el escudo de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y el bosquejo de uno de los ambientes de la Casona de la Decana de América, que indica que todos esos ejemplares formaron parte de su colección privada.

Otro grupo de libros, igualmente importantes, lo conforman aquellos que regresaron de Chile en 2007 (2119 volúmenes) y en 2017. Los ubicados en ese mismo piso, corresponden a ese segundo envío. Algunos fueron ubicados gracias a una marca de fuego en la parte superior de las hojas, con el lema “Biblioteca Pública de Lima”.

LA DIGITALIZACIÓN, COMO PARTE DE LA CONSERVACIÓN

Gerardo Trillo, director de la Dirección de Protección de Colecciones de la BNP, comenta que la digitalización de toda la colección que forma parte de la Biblioteca es una labor compleja. Por ejemplo, menciona, el material moderno está supeditado por los derechos de autor y, en el caso de los textos antiguos, la digitalización ejerce una manipulación adicional (y un daño) a esos libros y manuscritos. Por ello, la estrategia está enfocada en aquellos textos que reciben más consultas.

“Aquellos textos de los que existe cierta necesidad de la ciudadanía de ciertos temas, que han cambiado con el pasar de los años. Esas tendencias y paradigmas también se ven reflejadas en lo que se puede digitalizar. […] Se digitaliza, eso sí, aquellos materiales que están en mayor riesgo de deterioro, como aquellos del siglo XVI”, mencionó.

Así, las cartas de Ricardo Palma también han sido digitalizadas y pueden ser consultadas a través de la web de la Biblioteca Nacional del Perú.

Además, como parte de la conmemoración del Bicentenario, se ha puesto en marcha el portal “Memoria Perú”, una plataforma que ofrece “recorridos por el patrimonio de la Biblioteca Nacional del Perú”.

Este portal busca dar a conocer las colecciones bibliográficas y documentales sobre el pasado histórico y cultural del Perú. El usuario podrá encontrar no solo libros, sino también cartas, manuscritos, periódicos, fotografías, partituras, audios y otros documentos desde la época Colonial.

“Memoria Perú” está compuesto por cuatro recorridos que llevan a conocer artistas, expresiones, movimientos y procesos que formaron la historia de nuestro país.

1. “Creadores”, dedicado a la obra y trayectoria de intelectuales, artistas y escritores.
2. “Miradas desde el arte”, destaca las expresiones artísticas como maneras de interpretar la realidad.
3. “Comunidades imaginadas”, refiere a los movimientos culturales y sociales vinculados a la construcción de las identidades.
4. “Transiciones y transformaciones sociales”, reflexiona sobre los procesos políticos y sociales que han sido determinantes en nuestra historia.

NUESTROS PODCASTS

"Mi novela favorita": Las grandes obras de la literatura clásica con los comentarios del Premio Nobel Mario Vargas Llosa. Una producción de RPP para todos los oyentes de habla hispana.

“El fantasma de la ópera” (1910) es la más célebre de sus novelas, una historia de amor sutil y refinada que bordea el terror, sin caer en la truculencia o irrealidad. Todo un clásico que ha visto multitud de versiones en cine, teatro y musicales.