Tarjeta
No compartas los datos de tu tarjeta de crédito o débito con nadie. | Fuente: Andina

Las modalidades de robo a través de internet o llamadas, en la que se hace pasar por entidades financieras, son cada vez más frecuentes, especialmente en temporadas en las que se entregan bonos y gratificaciones.

Ante esto, la Asociación de Bancos del Perú (Asbanc) ha indicado algunas recomendaciones para evitar caer en los fraudes de los delincuentes.

En primer lugar, señalan que tengas cuidado con las llamadas o mensajes que recibes en las que te ofrezcan ayuda para cobrar de manera más rápida los bonos entregados por el Gobierno, te aseguren que tienes una transacción financiera retenida, o te digan que te ayudarán a cobrar un premio.

Si eres victima de una de estas llamadas o mensajes, no des tus datos secretos como tu número de tarjeta, número del código de seguridad o CVV de tu tarjeta, fecha de vencimiento de la tarjeta o token físico.

"No compartas los datos de tu tarjeta con nadie. Es mejor prevenir posibles robos de tus datos personales o realizar operaciones sin tu autorización", señalan.

Ten en cuenta que las entidades financieras nunca se pondrán en contacto contigo para que realices una acción inmediata o pedirte tus datos personales.

En caso te llamen de un supuesto banco diciendo que se acercarán a tu casa u oficina para recoger una tarjeta de débito o crédito es probable que se trate de un fraude, pues las entidades nunca realizan esas acciones.

Por otro lado, cuando realices compras de manera física, no pierdas de vista tu tarjeta y luego verifica las transacciones en tu banca móvil o canales puestos a disposición por tu entidad financiera.

También pidele a tu entidad que active las notificaciones de consumo por correo o SMS para estar al tanto de tus consumos o cualquier situación inusual.

Además, para compras por internet evita usar redes de wifi públicas o gratuitas pues "es mejor utilizar los datos de tu celular o la red de tu casa".

Por último, si tu celular se te pierde o te roban comunícate de inmediato con tu entidad financiera para bloquear tus tarjetas y llama a tu operador telefónico para hacer lo mismo con la línea del equipo.