Inkafarma y MiFarma aseguran que precios de paracetamol y azitromicina no aumentarán

La alta demanda de los medicamentos usados para tratar a pacientes de COVID-19 ha generado que el público reporte un incremento de precios inusual de estos productos.

En cuatro meses pasaron de vender 300 mil unidades de azitromicina a más de un millón 100 de estas pastillas. | Fuente: Andina

Los medicamentos usados para el tratamiento de la COVID-19, como el paracetamol y azitromicina, no subirán de precio, según anunció Edmundo Yañez, gerente general de Farmacias Peruanas.

La empresa, dueña de InkaFarma y MiFarma, señala que congelarán los precio de estas medicinas como parte de una política de precios solidarios debido a la actual necesidad de estos productos.

Para evitar las compras masivas ahora los establecimientos pedirán receta, para medicinas como la azitromicina, e impondrán un límite de compra.

Debido a la pandemia, las farmacias pasaron de vender 300 mil unidades de azitromicina en enero a más de un millón 100 de estas pastillas en mayo.

"Queremos que estos precios solidarios lleguen a nuestro consumidor final y no a especuladores que aumentan el precio", indicó Yañez.

Respecto a las mascarillas, señaló que en los últimos meses las farmacias pasaron de vender un promedio de 250 mil mascarillas a 8 millones de estos productos. Ahora solo permiten la compra de máximo 3 mascarillas por persona.

Asimismo, el representante de Farmacias Peruanas hizo un llamado a la Dirección General de Medicamentos, Insumos y Drogas (Digemid) para liberar las importaciones de medicamentos y que estos puedan llegar a más peruanos.