Acorralada por matones y comerciantes enfurecidos, Juliana Oxenford, reportera del programa "Punto Final", fue agredida física y verbalmente y amenazada de muerte en momentos que pretendía entrevistar a un testigo importante del caso Alicia Delgado.

Se trata de Daniel Sánchez Sánchez, supuesto novio de Clarisa Delgado, hermana de la intérprete folclórica asesinada.

El incidente se produjo en los exteriores del nuevo Mercado Central (Fevacel), ubicado en el distrito de Independencia.

Oxenford intentó consultar a Sánchez Sánchez por qué recibió, un día antes del asesinato, una llamada telefónica de Clarisa para que le entregue el celular de su hermana (Alicia). Es decir éste tuvo en su poder el móvil de la cantante.

Las imágenes propaladas por el espacio periodístico muestran escenas en que, tanto la reportera como el camarógrafo (Jorge López), fueron atacados y amenazados de muerte por hombres y mujeres que defendían al comerciante, acusado por robo, lesiones y secuestro.

"Te la has buscado. Sola has buscado tu cadáver", le dijo una mujer enfurecida a Oxenford.

Según la periodista "nos quitaron la cámara, intentaron robarse la cinta de grabación. A punta de puñetes, impusieron su consigna".

Pese a la presencia de efectivos policiales, los violentos comerciantes impusieron su ley.