Am

Esto es guerra prometió que en esta sexta temporada iba a plantear juegos extremos y lo hizo con La cuerda del terror, que solo fue realizado por Yaco Eskenazi, capitán de Los Leones.

Esta vez el reto fue la llamada Prueba de iniciación que consistió en que los guerreros debían lanzarse de espalda desde un andamio de 9 metros de altura.

Uno a uno, los guerreros se fueron lanzando y era innegable que todos estaban muy asustados sobre todo en el caso de Gino Aseretto que es bastante alto y corpulento por lo que los auxiliares del programa también tuvieron que intervenir para tensar una suerte de plataforma donde cayeron los guerreros.

Todos coincidieron que el nivel de adrenalina alcanzado por esta prueba no lo habían sentido antes.