Mónica Hoyos confiesa haber sido bulímica

Además, contó que tuvo la oportunidad de conocer a Mel Gibson, de quien dijo que ´está mayor, pero tiene una mirada fascinante´.
p

La actriz y modelo Mónica Hoyos confesó haber sido bulímica. En entrevista otorgada al diario La Razón de España, contó que poco antes de empezar a rodar la telenovela «Gabriela», en el año 97, padeció de este trastorno alimenticio.

"Al ser la protagonista, sentía mucha presión porque te meten en la cabeza que tienes que salir increíble. Además mis compañeras me decían que era la moda y me animaron a que empezara a vomitar", señaló.

En ese entonces Mónica tenía 20 años y recuerda que sufría de caída de cabello y su aspecto parecía el de una señora mayor. Pero, sintió una real preocupación sobre su estado de salud cuando la maquilladora de la novela le dijo que no le podía pintar los ojos porque los tenía demasiado rojos e hinchados.

«Me miré al espejo y me vi tan fea que me di cuenta de que no podía seguir haciendo esas barbaridades», señaló. La actriz estuvo un año enferma.

Hoyos manifestó que ha decidido hacer pública esta situación «para demostrar a las jóvenes lo peligroso que puede ser vomitar para intentar estar delgada. No se debe jugar con la salud».

También contó que ha participado en un corto en Los Ángeles titulado «La primera vez”, y el director de esta cinta es amigo de Mel Gibson, por lo que ha tenido oportunidad de conocerlo. «Estuvimos cenando con él y me impresionó muchísimo. Está mayor, pero tiene una mirada fascinante».

Finalmente, también reveló que quisiera casarse. "Quiero vestirme de blanco de una vez, pero no tengo tiempo para dedicarle a mis pretendientes. Necesito descansar un poco para hacerle caso a los candidatos y decidirme por alguno, que ya va siendo hora", dijo Hoyos.