Manchester City sigue peleando los primeros puestos de la Premier League. | Fuente: ESPN

Algo insólito ocurrió en el inicio del segundo tiempo del Manchester City vs. Watford por la fecha 30 de la Premier League. En solo quince minutos, el inglés Raheem Sterling anotó tres goles y puso arriba a su equipo en el marcador, luego de que no haya ninguna diana marcada durante el primer tiempo.

Todo comenzó a los '46, cuando Raheem Sterling se encargó de abrir la cuenta en el marcador tras definir cruzado luego de recibir un pase de pecho de Sergio Agüero. Sin embargo, este tanto al inicio no fue validado por una evidente posición adelantada señalada por el juez de línea, pero después el árbitro decidió dar el visto bueno para que se celebre y eso generó un malestar enorme en los jugadores del Watford.

Cuatro minutos más tarde, Raheem Sterling fue el responsable de terminar una muy buena jugada colectiva del Manchester City para ampliar la ventaja de su equipo a dos. Después de varios pases seguidos del conjunto de Pep Guardiola, Riyad Mahrez terminó enviando un pase al área que terminó siendo conectado por el delantero de 24 años en primer toque al no tener nadie en el arco.

Finalmente, a los '59, Raheem Sterling selló su triplete después de recibir un pase entre líneas del portugués Bernardo Silva y evadir a dos rivales, para luego definir cruzado ante la salida del golero Ben Foster. De esta forma, el delantero de la Selección Inglesa marcó el segundo hat-trick en su carrera y llegó a los 18 goles en la temporada.

¿Qué opinas?