Captura Youtube

Mehdi Taremi, jugador del Persépolis de Irán, marcó un golazo de penal, pero esa no fue la noticia, en todo caso lo más llamativo fue su celebración, la misma que ya está dando la vuelta al mundo.

En un partido válido por la Champions League de Asia, Persépolis jugaba ante el Al-Nasr de Emiratos Árabes, y Taremi se salió de cuadro con un golazo de penal. Tras picar la pelota y buscar a sus compañeros para celebrar, el jugador simuló cortarse el cuello levantando la polémica.

Los grupos terroristas cada vez van calando fuerte en el Medio Oriente y las decapitaciones de rehenes alarman al mundo, por eso el festejo de Taremi estuvo fuera de lugar.

Sepa más: