Madoff es recluido en prisión a la espera de sentencia de hasta 150 años

´Este día tenía que llegar´, reconoció el hombre de 70 años tras declararse culpable de fraude por unos 50.000 mil millones de dólares.

Foto:EFEUn juez de Nueva York decretó hoy el ingreso inmediato en prisión de Bernard Madoff, después de que el financiero se declarara culpable de los delitos de estafa y lavado de dinero que se le imputan y que conllevan una pena máxima de 150 años de cárcel.

El juez Denny Chin, que estableció que Madoff no estará por más tiempo en libertad bajo fianza en la que ha estado en los últimos tres meses, decidió también que espere en prisión hasta que se emita su sentencia, prevista para el próximo 16 de junio, según relataron testigos presenciales.

Durante cerca de una hora y media de vista, en la que también intervinieron algunas de las víctimas de la multimillonaria estafa orquestada por el estadounidense, éste dijo sentir lo que había hecho y trató de quitar cualquier responsabilidad a sus familiares.

"No soy capaz de expresar cuánto siento lo que he hecho", aseguró el financiero ante el juez, en sus primeras declaraciones públicas sobre su responsabilidad en la trama, que, según relató él mismo, se gestó a comienzos de los años 90 en respuesta a un momento de recesión, cuando muchos inversores le pidieron asesoría.

Según testigos presenciales, aunque durante su declaración no se dirigió directamente a las decenas de víctimas que acudieron a la vista, Madoff sí dijo ser consciente de que ha hecho un daño terrible a mucha gente.

"Lo siento mucho y estoy profundamente arrepentido", aseguró Madoff, quien defendió que su intención inicial fue mantener la falsa estructura financiera durante un tiempo y luego desmantelarla.

Sin embargo, "progresivamente fui asumiendo más riesgos" y finalmente Madoff ha pasado casi veinte años captando más y más fondos para pagar los intereses que se iba comprometiendo a obtener de supuestas inversiones bursátiles.

"Este día tenía que llegar", reconoció el hombre de 70 años, que acudió a lar corte casi tres horas antes de la hora a la que estaba citado y con un chaleco antibalas, como ya hiciera en la vez anterior.

Con todos los fondos captados, de los que hasta el momento sólo se han podido recuperar cerca de mil millones, también habría estado manteniendo su altísimo nivel de vida.

Durante la vista el neoyorquino insistió en exculpar a sus hijos, hermano y allegados, que trabajaban en lo que él dice que eran negocios paralelos "legales y rentables", y trató de asumir toda la responsabilidad.

"Agradezco esta oportunidad de explicar públicamente mis delitos, de los que estoy profundamente avergonzado", añadió Madoff, según lo relatado por testigos presenciales a diferentes medios de comunicación y que acudieron a una vista en la que estaba prohibido entrar con cualquier tipo de reproductor y grabador electrónico.

EFE