Las imágenes del ataque que circulan hoy en las redes sociales han conmocionado a los hongkoneses. | Fuente: EFE/Captura video

Un grupo de hombres vestidos de blanco blandiendo cañas de bambú y barras metálicas causó 45 heridos en una estación del metro de Hong Kong tras las manifestaciones en favor de reformas democráticas de este domingo, en un incidente que ha causado consternación entre la población de la ciudad.

Las imágenes del ataque que circulan hoy en las redes sociales han conmocionado a los hongkoneses: muestran a atacantes vestidos de blanco, algunos de ellos enmascarados, armados con palos y barras, tomando por asalto la estación de metro de Yuen Long y atacando a quienes por allí pasaban, en especial a los uniformados de negro, el color preferido de los manifestantes pro-democráticos.

En la entrada de la estación, en el andén, junto a una escalera mecánica o incluso dentro de los vagones, el grupo de blanco repartió bastonazos a todo aquel que se cruzara en su camino. El suceso, que de momento no se ha traducido en arresto policial alguno, ha tomado por sorpresa incluso a Zachary Wong, consejero del distrito hongkonés de Yuen Long y conocedor de la presencia mafiosa en el barrio.

Atacantes vestidos de blanco, algunos de ellos enmascarados, armados con palos y barras, tomaron por asalto la estación de metro de Yuen Long. | Fuente: EFE

Stanley Yip, un residente de un municipio cercano a Yuen Long, aseguró a Efe haber visto a una docena de hombres ataviados de blanco apaleando a pasajeros en el mismo vagón en el que él viajaba de vuelta a casa. "Vi a una chica pidiendo ayuda para una persona herida. Los atacantes parecían enfadados y proferían insultos. Todos rondaban la treintena o la cuarentena", cuenta Yip, quien añade que el tren permaneció en la estación de Yuen Long más tiempo del habitual.

Al menos 45 personas fueron hospitalizadas o recibieron tratamiento, entre ellas una embarazada. | Fuente: AFP

Al menos 45 personas fueron hospitalizadas o recibieron tratamiento, entre ellas una embarazada, según fuentes de los servicios sanitarios. Uno de los heridos permanece en estado grave, y otros tantos abandonaron el lugar ensangrentados, como se puede apreciar en las imágenes que circulan en la prensa local y en las redes sociales.

La protesta de este domingo es una vuelta de tuerca más en el devenir de las manifestaciones que comenzaron hace siete semanas en Hong Kong contra una controvertida propuesta de ley de extradición que, según abogados y activistas defensores de los derechos humanos, podría traducirse en un acceso del régimen de Pekín a "fugitivos" refugiados en suelo hongkonés.

(Con información de EFE)


¿Qué opinas?