Decenas de personas estuvieron en vigilia desde que el joven resultó herido en las manifestaciones. | Fuente: AFP or licensors | Fotógrafo: RAUL ARBOLEDA

Un joven manifestante murió este lunes, tras resultar herido por la fuerza pública el sábado en medio de las protestas contra el Gobierno de Iván Duque, que cumplen 5 días en Colombia.

A través de un comunicado, el Hospital San Ignacio de Bogotá confirmó el deceso de Dilan Cruz, quien se encontraba en la Unidad de Cuidados Intensivos, debido a su estado clínico.

Cruz es el cuarto muerto registrado en las protestas contra el Gobierno, que dejan de momento 500 heridos entre civiles, policías y militares, 172 detenidos y 61 extranjeros expulsados por participar en "actos vandálicos", la mayoría venezolanos.

Al respecto, el presidente Duque lamentó la muerte del joven y expreó sus condolencias a "su mamá, su abuelo y sus dos hermanas". a quienes reiteró su solidaridad.

El estudiante de un colegio público fue herido en la cabeza el sábado por un artefacto no identificado lanzado por un miembro del escuadrón antidisturbios, mientras manifestaba en el centro de Bogotá, según quedó registrado en diferentes videos.

Desde ese día se instaló una vigilia con flores y pancartas frente al hospital en donde fue internado.

Tras su muerte se iniciaron cacerolazos y marchas en varios barrios de Bogotá, donde miles han manifestado contra las políticas sociales, económicas y de seguridad del gobierno. Sus padres han llamado a evitar la violencia, a través de comunicados.

Diálogo con promotores de manifestaciones

Presionado por las movilizaciones y con una popularidad en rojo, Duque convocó a una reunión el martes con los promotores del llamado paro nacional, quienes de momento no han respondido a la invitación.

Los convocantes son de sectores tan amplios como los reclamos y exigencias contra el gobierno.

Las centrales obreras rechazan supuestas iniciativas gubernamentales para flexibilizar el mercado laboral y las pensiones. Los estudiantes reclaman más recursos para la educación pública, y los indígenas, que no hacen parte del comité, exigen protección tras el asesinato de decenas de ellos desde que Duque asumió el poder en agosto de 2018. 

Todos cuestionan el asesinato de líderes sociales y el intento de modificar el pacto de paz de 2016 que desarmó a la exguerrilla FARC, que también ha participado en las marchas.

¿Qué opinas?