Norteamérica
El calor extremo está afectando a los ciudadanos de Norteamérica, quienes ven imposibilitados de realizar algunos eventos al aire libre como la propia vacunación contra la COVID-19. | Fuente: AFP | Fotógrafo: JIM WATSON

Canadá se preparaba el lunes para experimentar las temperaturas más altas de su historia mientras el oeste del país y sectores de Estados Unidos hervían bajo una ola de calor sin precedentes, que obligó a cerrar escuelas y clínicas de vacunación COVID-19 y posponer un evento de atletismo clasificatorio para los Juegos Olímpicos.

La localidad de Lytton, en Columbia Británica, batió el domingo el máximo histórico de Canadá, con una temperatura de 46,6° C.

Las temperaturas se han disparado muy por encima de los promedios estacionales desde el estado estadounidense de Oregón hasta los territorios árticos de Canadá, y los meteorólogos advierten que lo peor está por venir.

"Es un calor desértico, muy seco y caliente", dijo David Phillips, climatólogo principal de Environment Canada.

"Somos el segundo país más frío del mundo y el más nevado", dijo. "A menudo vemos olas de frío y ventiscas, pero pocas veces hablamos de un clima caluroso como este".

"Dubái sería más fresco que lo que estamos viendo ahora".

Debido al cambio climático, las temperaturas récord son cada vez más frecuentes. A nivel mundial, la década 2010-2019 fue la más calurosa registrada, y los cinco años más calurosos han ocurrido en los últimos cinco años.

El domingo en Seattle, estado de Washington, la temperatura alcanzó los 40 °C, un récord que sorprendió a los residentes, desacostumbrados a climas tan cálidos.

"Esto es... ridículo", dijo un residente de la ciudad. "Me siento como si estuviera en el desierto o algo así".

Portland, la ciudad más grande de Oregón, alcanzó los 44,4 °C el domingo, informó el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos (NWS), rompiendo el récord de la ciudad establecido un día antes.

En la cercana Eugene, los organizadores se vieron obligados a posponer el último día de las pruebas de pista y campo olímpicas de Estados Unidos, trasladando los eventos de la tarde a la noche.

"Prolongado, peligroso e histórico"

Al otro lado de la frontera, en Canadá, las tiendas reportaban haber agotado existencias de aires acondicionados portátiles y ventiladores.

Varias ciudades abrieron centros de enfriamiento de emergencia y voluntarios comunitarios repartieron botellas de agua y sombreros mientras la temperatura batió más de 160 récords de calor en algunas localidades, como Whistler, ciudad que alberga una estación de esquí.

Varias clínicas de vacunación contra el COVID-19 fueron cerradas y las escuelas anunciaron la suspensión de actividades debido al extremo calor.

En Vancouver, se instalaron fuentes de agua temporales y estaciones de nebulización en parques y en esquinas de calles, mientras que los servicios forestales y pesqueros advirtieron sobre los riesgos extremos de incendios forestales y los bajos niveles de agua de los lagos y ríos.

La agencia Environment Canada emitió alertas para Columbia Británica, Alberta y partes de Saskatchewan, Manitoba, Yukon y los Territorios del Noroeste, diciendo que "la ola de calor prolongada, peligrosa e histórica persistirá durante esta semana".

El NWS emitió una advertencia similar, diciendo que para este lunes "se esperan las temperaturas más altas de la histórica ola de calor en curso en todo el noroeste del Pacífico".

El calor abrasador, que está batiendo récords en Canadá y Estados Unidos desde hace más de 80 años, se ha atribuido a una cresta o cinturón de alta presión que atrapa el aire caliente en la región.

Esta cresta de calor plantea problemas de salud "serios", dijo Phillips, y señaló que el último gran calor en Canadá dejó casi 70 personas muertas en 2018.

Nick Bond, científico atmosférico de la Universidad de Washington, dijo que este fenómeno meteorológico anormal no se debe exclusivamente al cambio climático, sino que se ve agravado por él.

"El cambio climático es un factor que incide, pero definitivamente secundario", dijo.

"Lo principal que está sucediendo es este patrón climático altamente inusual, pero dado que el cambio climático es real, nuestras temperaturas se han calentado aquí, especialmente las temperaturas nocturnas de verano, por lo que simplemente se ha elevado la línea de base y ha hecho este evento de calor mucho más severo". (AFP)

Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

'Espacio Vital': ¿Cuánto tiempo dura la inmunidad después de la infección por COVID-19?