Nicolás Maduro | Fuente: AFP | Fotógrafo: YURI CORTEZ

El dictador venezolano, Nicolás Maduro, otorgó este sábado a los trabajadores públicos y privados del país un asueto de los tres días previos al jueves y viernes santos, con los que se alargarán las vacaciones de Semana Santa en la nación caribeña.

"Decidí dar el asueto laboral los días lunes 15, martes 16 y miércoles 17 a los trabajadores de Venezuela con motivo de la Semana Santa", dijo Maduro en un acto con miles de simpatizantes en Caracas.

El mandatario añadió que los trabajadores de Venezuela merecen el descanso y que "lo estaban esperando", en vista de que la medida ya ha sido aplicada en años anteriores. Dijo además que la paralización por toda una semana de las actividades productivas paliará las dificultades generadas por la crisis eléctrica que atraviesa Venezuela y permitirá una "recuperación" del sistema.

Venezuela sufrió en marzo pasado una serie de apagones que sumieron en la oscuridad a casi todo el país y paralizaron durante varios días su ya afectada economía. Aunque no hubo informes oficiales sobre pérdidas económicas, el Parlamento, que controla la oposición, señaló que el país pierde unos 500 millones de dólares por día durante un apagón general.

Las patronales y los sindicatos de trabajadores no se pronunciaron de manera inmediata por el anuncio de Maduro, aunque en Caracas varias instituciones educativas ya habían decidido paralizar actividades desde el próximo lunes.

¿Qué opinas?