Gobierno destina recursos para alimentación y cuidado de fauna silvestre. | Fuente: Andina

El Gobierno transfirió 3.9 millones de soles al Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor), para la alimentación y cuidado de los animales silvestres en los 143 centros de cría, afectados por la pandemia del nuevo coronavirus.

Así lo establece el Decreto de Urgencia Nº 061-2020 publicado hoy en el diario oficial El Peruano, que autoriza la transferencia al Serfor, entidad adscrita al Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri).

“El apoyo económico busca atender la alimentación de los animales silvestres que se encuentran en cautiverio, en su mayoría provenientes del tráfico ilegal, así como la atención veterinaria y el pago del personal, debido a que estos establecimientos permanecen cerrados sin poder acceder a su principal fuente de ingresos, que es la visita del público”, indicó el Serfor.

Refirió que la norma nace con la propuesta que hizo la autoridad forestal a inicios de la cuarentena, ante el Minagri, quien luego de revisarla y aprobarla, la trasladó al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Según la norma, el Serfor establecerá los mecanismos de la subvención a los centros de cría a nivel nacional y es el responsable del seguimiento, a fin de que se efectúe un buen uso y destino de los recursos autorizados.

Los 143 centros de cría en el país están clasificados en: 14 centros de rescate, 4 centros de conservación, 51 zoológicos, 66 zoocriaderos y 8 centros de custodia temporal, distribuidos en 19 regiones del país.

Rescate y rehabilitación

Asimismo, estos centros de cría son considerados aliados del Estado peruano porque rehabilitan y cuidan a la fauna silvestre decomisada.

Como una medida de respuesta rápida frente a la emergencia, el Serfor y el Fondo de Promoción de las Áreas Naturales Protegidas del Perú (Profonanpe) lanzaron la campaña “Ellos también nos necesitan”.

Gracias a la solidaridad ciudadana se logró apoyar parcialmente los gastos de 22 centros de cría con 65 000 soles, además de alimentos conseguidos en las regiones.

El Serfor indicó que anualmente se decomisa en el Perú alrededor de 4 000 especímenes vivos de fauna silvestre del tráfico ilegal, que requieren ser rehabilitados, debido a las pésimas condiciones sanitarias en las que se encuentran, como heridos, deshidratados, con lesiones dérmicas, en pobre estado de salud y algunos agonizantes.

“Los centros de cría cumplen un papel muy importante en la recuperación de esta fauna silvestre, además que sin su existencia las autoridades no podrían realizar las intervenciones y decomisos tan necesarios para terminar con el tráfico ilegal”, puntualizó el Serfor.

(Con información de Andina)