Foto: Referencial

El médico traumatólogo José Agrandoña, de aproximadamente 47 años, fue destituido por asistir a laborar en completo estado de ebriedad al hospital San Juan Bautista de la localidad de Huaral (Lima).

El galeno, con signos de ebriedad, pretendió atender a una paciente identificada como Sara Ramos Casasola, quien al percatarse de su estado, abandonó el nosocomio.

Los colegas de Agrandoña le pidieron que fuera a descansar a su casa, aunque horas después fue destituido del cargo.

Lea más noticias del Perú en la sección Nacional