Límites de velocidad
Desde el 18 de julio se ha iniciado el control de los nuevos límites de velocidad. | Fuente: Andina

La nueva norma de reducción de límites de velocidad no ha sido acompañada de un plan de implementación, aseguró Alfonso Florez, gerente general de la fundación Transitemos.

En diálogo con RPP Noticias, el experto señaló que se necesitan requisitos adicionales para que la normativa pueda tener éxito en ciudades como la capital.

“La norma per se puede ser muy buena, pero para implementarla requiere una serie de requisitos adicionales: el diseño vial de Lima es pésimo, las señalizaciones son muy malas”, refiere. “No tenemos ese tipo de fiscalización electrónica como tiene el Callao. Por lo tanto, el cumplimiento de la norma va a depender mucho de que se implemente, además de un nuevo sistema de cultura y educación”.

Actualmente, en Lima se tiene una variedad de velocidad que eran de 40 km/h en calles, 60 km/h en avenidas, 80 km/h en vías expresas y 90 km/h para carreteras.

Con la nueva norma, “esto se modifica a 30 km/h en calles, zonas de hospitales, colegios y otros sitios, digamos de alto tránsito de personas; 50 km/h en el resto de las avenidas y vías expresas. En carreteras se mantendrá a las velocidades actuales”, explica.

Fiscalización e implementación

Para Florez, no existe una estrategia adecuada para la implementación.

“La policía y los y los municipios tienen lo que se llama y todavía no se ha implementado un plan de seguridad vial metropolitano. Por ejemplo, hay identificación de lo que se llaman los puntos negros en la ciudad de Lima, donde ocurre la mayor cantidad de siniestros”.

Dadas las limitaciones económicas que existen para implementar una medida holística, señala el experto, lo que sí podría hacerse es “una estrategia en aquellos sitios donde ocurren la mayor cantidad de siniestros. Ahí tendrían que ver estas vías, tendrían que ser bien señalizadas, tendría que haber presencia policial con los cinemómetros que tiene la policía y comenzar a hacer intervenciones”.

En caso de trabajar de manera completa, se debe realizar una licitación con una empresa privada. “No hay una capacidad de que una entidad logre una convocatoria adecuada para una acción pública o privada que sería la solución a este tema. Y después está siempre la creencia que, como tiene que haber rentabilidad, se colocan controles injustificadamente en lugares donde no debiera".

Eso sí, también se señala que la conducta humana es un problema para la normativa: “El egoísmo, la generación de la viveza y la ley propia es un triángulo nefasto. ¿Cómo lo combato? Con educación y fiscalización, las dos ausentes en este momento”.

A partir del 15 de agosto, no respetar los nuevos límites de velocidad en calles, jirones y avenidas de las zonas urbanas y en carreteras que pasan por centros poblados a nivel nacional puede ocasionar una multa hasta por el equivalente al 50% de una UIT, es decir S/2300.

 

NUESTROS PODCASTS:

- ‘Espacio Vital’: ¿En qué se parecen el fútbol y el coronavirus? El Dr. Elmer Huerta responde: