Foto: Internet

El periodista Fidel Chaiña, colaborador de un diario limeño en la localidad de Azángaro (Puno), denunció haber recibido una golpiza por un grupo de manifestantes entre los que se encontraba- según dijo- el alcalde de Coasa, Ángel Aguilar.

Contó que la golpiza se realizó en la puerta de la Oficina Descentralizada de Procesos Electorales (ODPE) de Azángaro y que además sufrió el robo de su cámara fotográfica.

A raíz de la golpiza, Chaiña terminó con una herida en la ceja por lo que tuvieron que colocarle siete puntos de sutura.

La jefa de la ODPE Azángaro, María Robles, precisó que Aguilar y los protestantes apedrearon el local electoral a fin de exigir que se contemple un acta que daría como ganador a Coaza, quien se presentó a la reelección por el Partido Aprista.

Aguilar Hancco aceptó haber estado en Azángaro, pero negó que haya golpeado al periodista Chaiña.