RPP/Referencial

El centro poblado de Casani y la parcialidad de Atillani, en la provincia de Yunguyo (región Puno), se disputan el área del hito 22, donde se realizaría la transacción de contrabando con Bolivia.

Pobladores de este sector exigen que el alcalde provincial, Walker Chalco Rondón, solucione el problema limítrofe que afrontan, de lo contrario radicalizarían su medida de lucha.

El área de disputa es el sector del hito 22, a donde esta mañana acudieron las autoridades de ambas localidades sin llegar a acuerdo alguno, por lo que decidieron obstruir la vía como medida de protesta.

Según trascendió, ambas poblaciones fronterizas se diputarían la pertenencia de dicho sector por intereses particulares, debido a que esa zona se realizaría la transacción de contrabando con Bolivia.

lea más noticia de la región Puno