Cortes

Desde iglesias coloniales y barrocas tradicionales hasta una parroquia que nos deja ver de noche la majestuosidad del mar de Huanchaco; desde una alameda con piletas iluminadas a colores hasta un centro donde se comen los mejores picarones del norte peruano; desde monumentos que parecen estar en constante movimiento hasta museos de juguetes; desde un mural con el collage más grande de América hasta la tranquilidad de saborear un buen puro de uva… Todo esto –y más- es “Trujillo de noche”.

Para los miles de visitantes locales y extranjeros que esta hermosa ciudad norteña recibe diariamente, existe ahora un paquete que ofrece la magia, tradición y el mejor sabor trujillano al caer el sol y es el Circuito Turístico Trujillo de Noche.

Este circuito integra una ruta que incluye lo mencionado en el primer párrafo, pero con guía especializada en los atractivos históricos, culturales y de entretenimiento nocturno de la capital de la eterna primavera.

La iniciativa surge del Comité de Turismo de la Cámara de Comercio y Producción de La Libertad (CCPLL) para brindar un nuevo producto al turista. Algunos hoteles y diversas agencias de viaje ya incorporaron este paquete a su oferta turística y cada vez son más los visitantes interesados en conocer la ciudad más allá del día.

Según informa Ricardo Varillas, gestor de asociados de la CCPLL, la idea es promover un producto que garantice una estadía más placentera de los extranjeros al igual que en las localidades de Cusco, Arequipa y Lima.

El recorrido inicia en la plaza de armas de Trujillo, sigue por la Alameda de los Héroes, el Mural de la Universidad Nacional de Trujillo (UNT), la Iglesia de Huamán, el Paseo de Aguas ubicado en el parque Las Flores, óvalo de la Marinera (estos dos últimos ubicados en el distrito de Víctor Larco), las iglesias San José y, finalmente, Nuestra Señora del Socorro, ambas ubicadas en el distrito de Huanchaco.

“Puede variar el recorrido dependiendo de los intereses de los turistas, así como también puede aumentarse los lugares del tours, finalmente el objetivo es brindar un producto atractivo para los visitante… Hay agencias y hoteles que ya están promoviendo este tour que puede adaptarse al grupo visitante, incluyendo la movilidad”, señala Varillas.

Durante el circuito se hacen paradas para disfrutar de la gastronomía nocturna de Trujillo y brindar con un trago preparado con ron proveniente de la localidad liberteña de Cartavio o un puro de uva, licor bandera de la región.

¿El costo? teniendo en cuenta el número de turistas y sus intereses, puede fluctuar entre 60 y 80 soles, pero la magia de esta preciosa ciudad norteña -recuerde- no tiene precio.

Por: Mariadhela Aguilar

Lea más noticias de la región La Libertad