Esta es la Yoga Tab 11 de Lenovo.
Esta es la Yoga Tab 11 de Lenovo. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Probamos la Yoga 11, una tablet de 11 pulgadas de Lenovo y esta ha sido nuestra experiencia.

Diseño y pantalla

Lenovo no se apega a un diseño tradicional con la Yoga Tab 11 y la diferencia con un gran factor: se puede parar sola sin ningún otro accesorio.

El parante/soporte de la Yoga Tab 11 es muy buena calidad.
El parante/soporte de la Yoga Tab 11 es muy buena calidad. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

La tablet incluye un parante en la parte inferior, que podemos utilizar a nuestra disposición. Además, le brinda espacio a un buen sistema de parlantes.

Esto no la hace la tablet más delgada, pero sí una de las más convenientes para llevar. El parante es de muy buena calidad e incluso permite fijar la tablet en la parte trasera de los asientos de avión en vuelos domésticos, llevando tu propio sistema de entretenimiento a bordo incluso pagando los pasajes más baratos.

La Yoga Tab 11 como entretenimiento a bordo del avión.
La Yoga Tab 11 como entretenimiento a bordo del avión. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Salvo el parante, el cuerpo es de plástico. Esto hace que la tablet no sea muy pesada, a pesar del parante/soporte.

La pantalla de 11 pulgadas tiene marcos bastante razonables y espacio para la webcam frontal. Se trata de un panel IPS que va hasta los 400 nits de brillo.

El brillo en la pantalla es una de sus debilidades, particularmente en exteriores.
El brillo en la pantalla es una de sus debilidades, más que nada en exteriores. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

No tenemos el lujo de un panel OLED, pero la pantalla es buena y con certificación Dolby Vision. Su resolución es de 1,200 x 2,000, lo suficientemente buena para el streaming en alta calidad.

La Yoga Tab 11 incorpora un sistema de cuatro parlantes “tuneados” por JBL y dos micrófonos en la parte superior para mejorar la calidad en las videollamadas. También tiene desbloqueo facial, pero este puede ser un poco “caprichoso”.

La parte trasera tiene un acabado tipo tela bastante llamativo. Sin embargo, no puedo evitar pensar en cualquier derrame de líquidos sobre este y lo difícil que será de limpiar.

El diseño de la tapa es elegante, pero sigue estresándome la idea de cuánto se puede manchar con el tiempo.
El diseño de la tapa es elegante, pero sigue estresándome la idea de cuánto se puede manchar con el tiempo. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Y Lenovo se pone bastante minimalista con solo un puerto USB-C con OTG y Power Delivery 2.0. No hay puerto para audífonos de 3.5 mm, pero tenemos Bluetooth 5.0 de consuelo.

La Yoga Tab 11 también tiene ranura SIM. Su único conector es un USB-C.
La Yoga Tab 11 también tiene ranura SIM. Su único conector es un USB-C. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Características y experiencia

Corremos el MediaTek Helio G90T, un procesador que cumple sin mayores problemas. Si buscas una opción con Snapdragon, revisa la Yoga Tab 13 que reseñaremos pronto.

Probamos la configuración de 8GB de RAM y 256GB de almacenamiento, pero encuentro en stock modelos con 4GB de RAM. Recomendaríamos optar por la opción con más RAM.

La Yoga Tab 11 viene con Android 11, que incluye Entertainment Space, una pestaña que agrupa el entretenimiento disponible al estilo de Google TV.

Micrófonos estéreo en la Yoga Tab 11.
Micrófonos estéreo en la Yoga Tab 11. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

El parante hace una gran diferencia y permite que esta tablet se adapte a varias situaciones sin accesorios extra.

La Yoga Tab 11 tiene hasta Wi-Fi 5 (ac), por lo que no le sacarás el mayor provecho si tienes una red Wi-Fi (ax) en casa. Algo no determinante, pero que vale tomar en cuenta.

Respecto a la experiencia en videollamadas, comparto un video tomado con la cámara delantera, donde también repaso algunas de las características del dispositivo.

Con 7,700 mAh de batería, tenemos bastante autonomía y la posibilidad de carga rápida hasta 20W. Lenovo SÍ incluye cargador y cable en la caja.

Lenovo también tiene un stylus compatible (Precision Pen 2), que se vende por separado.

¿Vale la pena?

La Yoga Tab 11 es un dispositivo bien construido y con un parante que la convierte en un versátil dispositivo de entretenimiento con una buena configuración de parlantes y productividad con un batería por encima del promedio.

A la vez, se limita en algunos aspectos por el diseño ad-hoc que no la hace muy delgada y una pantalla que no emite tanto brillo para exteriores, particularmente en el verano.

Un mejor procesador y más opciones llegan con la Yoga Tab 13 (atent@s al review la próxima semana a cargo de Jesús Veliz).

A la fecha (20 de enero), está en oferta en Lenovo a S/ 1,749. El Precision Pen 2 también se vende con descuento a S/ 99. A un buen precio como el mencionado, esta tablet merece tu atención en el ecosistema Android.