Izquierda: un joven celebra tras saber que el Ever Given está siendo remolcado. Derecha: La tripulación de un remolcador egipcio celebra la hazaña.
Izquierda: un joven celebra tras saber que el Ever Given está siendo remolcado. Derecha: La tripulación de un remolcador egipcio celebra la hazaña. | Fuente: AFP / Twitter

El Ever Given pudo ser remolcado. Uno de los embotellamientos más grandes jamás registrados ha llegado a su fin este lunes.

El buque portacontenedores Ever Given ha sido liberado y puede continuar por su paso en el Canal de Suez en Egipto luego de haber encallado la semana pasada.

Esto acaba con un dolor de cabeza para el comercio marítimo a nivel mundial y las tripulaciones atascadas por esta situación sui generis podrán cruzar la importante vía que un el mar Mediterráneo con el mar Rojo.

Las celebraciones

Como era de esperarse, se registraron celebraciones tras la resolución de la crisis.

Los tripulantes del barco remolcador “Mashour”, crucial en la tarea de rescate, celebraron con la barra: “Mashour es el número uno”.

Horas antes de la liberación del Ever Given, otros remolcadores celebraron al lograr mover dos pulgadas el buque de 22 toneladas.

La celebración fue mayor cuando se notó que el Ever Given se podía mover. Las bocinas de diferentes embarcaciones sonaron al unísono.

El Ever Given está siendo remolcado al Great Bitter Lake, situado entre las zonas norte y sur del Canal de Suez, para ser inspeccionado.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.