Morgue File

La oficina de servicio público y quejas de Malasia recibió una queja inusual en estos días. Su jefe, Datuk Seri Michael Chong, contó este martes que un cliente identificado solo como Ong informó que pagó 450 ringgit, equivalentes a 139 dólares, por un dispositivo para agrandar su pene y recibió una lupa.

"Las instrucciones que vinieron con el paquete decían "no usar bajo la luz del sol"", indicó Chong. El funcionario además indicó que esta es una de las muchas víctimas que caen en estafas en línea. Según reveló a The Star, estas estafas ya suman casi 25 mil dólares.

Una de las pistas para evitar ser víctimas de estas estafas es no dejarse tentar de precios exageradamente bajos, ya que los objetos raramente llegan a los clientes.

Sepa más: