|

Día Mundial de la Salud: Tres tendencias para el futuro de la atención médica

Según la OMS, la mitad del mundo carece de acceso a los servicios de salud esenciales, y 100 millones de personas se ven empujados a la pobreza extrema debido a los gastos de salud.

Según la OMS, la mitad del mundo carece de acceso a los servicios de salud esenciales, y 100 millones de personas se ven empujados a la pobreza extrema debido a los gastos de salud. | Fuente: Freepik

Durante los últimos años, la pandemia ha puesto en evidencia la necesidad de adaptación al cambio y ha impulsado el uso de la tecnología en prácticamente todos los ámbitos de nuestra vida. La innovación tecnológica en la industria de la salud ha sido de vital importancia y se ha acelerado para enfrentar la crisis sanitaria.

De acuerdo al Foro Económico Mundial, la crisis de COVID-19 representa uno de los más grandes desafíos a nivel mundial, pero también es un catalizador para la transformación. Es por eso que la adopción de la tecnología en salud y digitalización a través de aplicaciones, Inteligencia Artificial (IA) y telemedicina, son la clara muestra de que el ecosistema de salud se está transformando y tiene un gran potencial de implementación para mejorar la calidad de vida de la humanidad.

En el marco del Día Mundial de la Salud, GE Healthcare la empresa líder mundial en la prestación de servicios de salud de precisión, compartió las 3 tendencias en el futuro de la industria sanitaria:


1. Apps para optimizar la atención médica

Diversas compañías están abordando los desafíos de la capacidad hospitalaria, productividad y resultados en los centros de salud con el fin de simplificar y estandarizar la forma en la que se brinda atención médica. En esta línea, hoy existen plataformas de salud digital que recopilan datos clínicos a partir de varias fuentes, incluidos dispositivos, lo que permite que se genere información mediante la aplicación de análisis avanzados e inteligencia artificial en todo el proceso de detección, diagnóstico, terapia y seguimiento de enfermedades.


Las aplicaciones van desde el análisis de escáneres cerebrales de alta resolución o un accidente cerebrovascular y la detección de cánceres, hasta ayudar a los médicos a predecir qué pacientes deben tener prioridad.


2. Combinar el mundo físico y digital a través de Inteligencia Artificial (IA)

Actualmente, los hospitales más innovadores combinan los mundos físico y digital para mejorar los diagnósticos y ayudar a hacer que la atención médica de precisión sea algo común. La IA ha demostrado ser de gran utilidad para toda la comunidad médica y científica ya que permite ofrecer un diagnóstico más rápido y preciso, mejorar la calidad de vida de personas y optimizar el seguimiento y control de pacientes crónicos mediante dispositivos electrónicos. De esta forma, cuando la tecnología, los datos y las operaciones funcionan juntos sin problemas, crean un sistema que se refuerza a sí mismo y mejora la vida de todos los que lo tocan.


“El futuro de la atención médica se trata de crear una salud de precisión: atención integrada, eficiente y altamente personalizada”, afirma Carla Maranca, Directora Ejecutiva para CALA y Latinoamérica en GE Healthcare. “Hacer esto realidad requiere fusionar la medicina clínica y la ciencia de datos mediante la aplicación de análisis avanzados e inteligencia artificial en todos los puntos posibles del viaje del paciente”, agrega Maranca.


3. Espíritu explorador para nuevos tratamientos


La capacidad de explorar consiste en buscar nuevas formas de hacer las cosas, de romper los paradigmas existentes, de afrontar los errores como una oportunidad de aprendizaje, ante un entorno cambiante. Este espíritu permite encontrar nuevos tratamientos a enfermedades.


Bajo este contexto, hoy tenemos la oportunidad de continuar en el camino de la innovación para seguir evolucionando el sistema de salud hacia uno más eficiente, accesible, resiliente y sustentable. No podemos prever el tipo de desafíos o contingencias sanitarias que tendremos en el futuro, pero podemos prepararnos con tecnología y servicios para adaptarnos y disponer de las herramientas necesarias para afrontar futuras crisis. Por ello, el desarrollo de tecnología y la inversión a largo plazo juegan un papel clave.


En Perú, GE Healthcare ha logrado instalar equipamiento de alto nivel como el tomógrafo Revolution CT, en hospitales públicos de la red Essalud, el Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN) y clínicas privadas como Clínica Internacional. Además, ha realizado instalaciones de salas híbridas totalmente equipadas para cardiovasculares como el Discovery IGS 7, equipos robotizados, entre otros implementos en la red de salud Auna, el Hospital Naval y el Hospital de la Policía.


Finalmente, Maranca añadió que continuarán buscando construir sistemas de salud basados en inteligencia y un mundo más saludable con una atención más integrada, eficiente y personalizada. “En GE venimos trabajando para digitalizar la atención médica e impulsar la productividad para mejorar los resultados para pacientes, proveedores, sistemas de salud e investigadores de todo el mundo. Es así que buscamos construir un mundo que funcione, mejorando la vida de las personas en los momentos más cruciales”, finalizó.

NUESTROS PODCASTS

Espacio Vital

La ansiedad en tiempos de conflictos sociales

Antes los conflictos sociales que se presentan en Perú, ¿cómo podemos controlar la ansiedad?