Según datos de OSINERGMIN, en nuestro país el gasto medio nacional de energía al mes es de 90 soles, mientras que en Lima Metropolitana es de 125 soles. | Fuente: Shutterstock

Diariamente usamos energía eléctrica en diversos lugares y por diversos motivos: para bañarnos con agua caliente en la mañana o planchar nuestra ropa en casa, así como para tener luz en el trabajo y poder usar la computadora.

Según datos de OSINERGMIN, en nuestro país el gasto medio nacional de energía al mes es de 90 soles, mientras que en Lima Metropolitana es de 125 soles, siendo esta región la que registra mayor consumo.

¿Por qué es importante ahorrar energía?

Sin luz nuestra vida no sería la misma y muchos de los procesos regulares que hacemos a diario se verían afectados. Estas son las principales razones por las que es imprescindible empezar a ser más eficientes en el uso:

- Ayuda a la economía del hogar: Si consumimos menos, el monto de los recibos será menor.

- Retrasa los efectos del cambio climático: El uso eficiente de energía permite que la emisión de gases tóxicos como el CO2 se reduzca.

- Los recursos se agotan: Los recursos naturales como el petróleo y el carbón, necesarios para crear energía, son no renovables.

- Nos hace responsables: Entendemos la problemática del uso desmedido y empezamos a tomar consciencia para ser amigables con el planeta.

¿Cómo ahorrar luz en casa?

De acuerdo con datos de OSINERGMIN, el uso principal de energía eléctrica que se hace en los hogares corresponde a iluminación y energía para aparatos eléctricos. Sigue estos consejos prácticos para ser más responsable en el uso cuando estés en casa:

- Apaga la TV o las luces cuando no estén siendo utilizadas. Aunque parece una regla fácil, es una de las formas más comunes de desperdiciar energía. En el caso de la TV puedes programarla para que se apague sola después de unos minutos. En cuanto a luces, puedes ayudarte pegando un adhesivo con un recordatorio en los interruptores, así cada vez que las prendas sabrás que debes estar atento a apagarlas. Además, como suelen estar cerca a la puerta de los cuartos, cuando dejes la habitación siempre leerás el mensaje.

- No guardes alimentos calientes en la refrigeradora. El cambio brusco de temperatura hará que el electrodoméstico trabaje más y consuma más energía. Es recomendable dejar enfriar afuera hasta que alcancen temperatura ambiente, luego de ello ya podemos dejarlas dentro de la refrigeradora. Consejo extra: procura no abrir muchas veces la puerta de la refrigeradora, esto consume energía de más, sobre todo si es de noche, cuando las luces internas se encienden.

- Utiliza focos LED. Los focos LED pueden ahorrar hasta 66% más que un foco ahorrador, por lo que son la mejor forma de ahorrar energía e iluminar los espacios del hogar.

- Plancha una sola vez. Una plancha equivale a 10 focos de 100 watts encendidos. Procura planchar toda la ropa en un mismo momento, empezando por las que no requieren mucha temperatura hasta llegar a las que sí. Recuerda que por ningún motivo debes secar ropa con la plancha pues supone un gran desperdicio de energía, se recomienda dejar que seque de manera natural.

- Toma una ducha, no un baño. Es casi seguro que todas las mañanas entras a la ducha antes de salir de casa. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la duración ideal de la ducha debe ser de 5 minutos, así hacemos uso eficiente de la electricidad y del agua. Recuerda además que las termas eléctricas consumen lo mismo que 15 focos de 100 watts prendidos.

Los focos LED pueden ahorrar hasta 66% más que un foco ahorrador. | Fuente: Shutterstock
¿Qué opinas?