Bono alimentario
El bono alimentario tiene un presupuesto total de S/ 2,000 millones.

El alza de precios de los productos de la canasta básica familiar ha llevado al gobierno a anunciar un bono alimentario que tendría un monto de 300 soles.

Pese a que el aumento de precios afecta a la mayoría de los peruanos, el ministro de Economía, Óscar Graham, ha precisado que este dinero extra solo se otorgará a aquellas familias más vulnerables.

"El concepto de este bono alimentario no es de un bono universal, que se va a dar como en el caso del bono anterior, el yanapay, sino que este está enfocado en los sectores de menores ingresos y que de cierta forma mitiga el impacto que tiene el incremento de los precios en la canasta básica de consumo", dijo durante su participación en la Comisión de Presupuesto del Congreso.

¿Quiénes recibirían el bono?

Graham indica que el pago del bono tendría dos etapas, otorgándose primero a los beneficiarios de los programas sociales y en segundo lugar se entregaría a los ciudadanos que estén en un padrón que preparará el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis).

El ministro señaló que al actual número de beneficiarios de los programas sociales se agregarán 250,000 ciudadanos identificados que cumplen con los criterios para ser beneficiarios de estos programas y del subsidio.

Pero, ¿quiénes deberían tenerse en cuenta dentro del nuevo padrón? La jefa del Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad del Pacífico (UP), Alexandra Ames, explica que estos beneficiarios deben estar en situación de pobreza extrema, es decir, personas que solo pueden gastar menos de 200 soles al mes en alimentación.

"Es importante dentro de los criterios de focalización poder apuntar a las personas más necesitadas del gran bolsón de pobreza que podamos tener. Esta construcción del segundo tramo tiene que estar focalizado también en zonas urbanas, tanto en Lima Metropolitana como en el resto de zonas urbanas del país tenemos más de 500 mil personas en situación de pobreza extrema, entonces es muy importante trabajar de la mano con los padrones que se están trabajando en las ollas comunes y comedores populares", sostuvo.

¿De cuánto debe ser el bono?

Aunque se espera que el monto del bono sea de alrededor de 300 soles, este aún no ha sido especificado, pero sí se ha definido que en total se destinarán 2 mil millones de soles para la entrega del subsidio, cifra que es mayor que el presupuesto del programa Juntos del Midis.

La ex ministra de Desarrollo e Inclusión Social, Carolina Trivelli, estimó en RPP cuánto necesitan actualmente los peruanos vulnerables para enfrentar el incremento de precios de los alimentos.

"La estimación del INEI del costo de la canasta básica alimentaria es de unos 200 soles, la inflación alimentaria ha sido casi 15% interanual, o sea necesitas por persona el equivalente a unos 30 soles adicionales para compensar el efecto inflacionario. no es para resolver sus problemas de caja, ni resolver sus problemas de ingresos, sino para asegurar que está en la misma situación que el año pasado. en una familia de 4 son 120 soles que se necesitan por mes adicionales para compensar la situación", comentó Trivelli.

¿Se debe entregar más de un bono?

Ambas especialistas coinciden en que el Estado deberá evaluar si será necesario entregar más de un bono alimentario en caso el alza de precios continúe golpeando a las familias más pobres, que, según Ames, pueden llegar a gastar hasta el 80% de sus ingresos en alimentación.

"Un bono por sí solo no va a ayudar mucho, pero al menos ayuda en algo. Lo ideal sería que se puedan dar una serie de bonos a lo largo del año, tomando en consideración que esta es una medida asistencialista de emergencia y por eso es muy importante que a la par que se entrega no se deje de generar estrategias para desarrollar capacidades técnicas y productivas en los miembros de los hogares para que puedan tener acceso a un mejor empleo", señaló Ames, también profesora de Escuela de Gestión Pública de la UP.

Pero, las especialistas advierten que este bono no debería ser la única medida de ayuda a los vulnerables, pues también será necesario que el Gobierno apoye a las ollas comunes y comedores populares, e impulse medidas que permitan generar empleos de calidad.

"Es muy importante poder generar este bono que ayude a mitigar esta situación, pero también urge que el Midis, de la mano con el Ministerio de Salud, intensifique una campaña de información y sensibilización adecuada para que las familias puedan comprar productos de calidad y para que los niños no caigan en una situación de anemia y desnutrición, esto se debe complementar con asistencia en las ollas comunes y comedores populares", agregó Ames.

Por su parte, Trivelli recordó que actualmente ya hay esfuerzos complementarios aprobados, como la entrega de alimentos a través de las ollas comunes y el Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma.