Referencial
Referencial | Fuente: Getty Images

Los equipos de sonido no destacan por su alto consumo energético, pero si se utilizan de manera constante, su incidencia en el consumo energético puede volverse significativa. Por eso, reducir las horas de uso de estos aparatos puede ayudar a una reducción de la cuenta de la luz.

La potencia promedio de un equipo de sonido es 80 W, aunque la cifra exacta depende del modelo y de la salida que ofrece el aparato. Una radiograbadora, más pequeña, requiere alrededor de 30 W, mientras que un radioreloj llega a unos 10 W.

De esto se puede concluir que, si solo desea escuchar radio a un volumen moderado, y no está muy preocupado por la calidad del sonido, opte por un aparato de bajo consumo, como una radiograbadora pequeña o un radioreloj.

El equipo de sonido, sobre todo si es de alta potencia, resérvelo para las ocasiones especiales, como pueden ser fiestas o eventos sociales. Por último, si desea escuchar música en privado con buena calidad de sonido, considere la posibilidad de usar audífonos. Así evitará causar molestias innecesarias a sus vecinos y, además, reducirá el consumo energético causado por poner los parlantes a todo volumen.