La batalla legal culminó para la socialité Kim Kardashian y es que tras varios meses logró llegar a un acuerdo para poner fin a su matrimonio con Kris Humphries.

El anuncio del divorcio de la expareja fue dado este viernes en la Corte Superior de Los Ángeles.

"Como resultado de este acuerdo no vamos a tener un juicio en este caso. (…) Quiero felicitar a los abogados de ambos lados. Esta es una forma sensata de resolver este caso”, dijo el juez Hank M. Goldberg.

Según publica People, Kardashian parecía aliviada cuando el juez indicó que el divorcio se concederá después de que ambas partes presentaron su acuerdo de confidencialidad. Humphries no fue a la audiencia; su abogado se presentó en su nombre.

Después de prestar juramento, a Kardashian se le pidió una serie de cuestiones de procedimiento sobre el acuerdo, incluyendo si su firma es válida y si había leído el acuerdo.

En un momento dado, el juez Goldberg le preguntó: "¿Hay alguna forma en que su matrimonio pueda ser salvado con consejería?”, a lo que ella respondió: "No, su señoría".

Kardashian, de 32 años, pidió el divorcio en 2011 después de un matrimonio de 72 días. Ella ahora está esperando un bebé con su novio Kanye West.

Humphries, de 28 años había estado buscando una anulación, alegando que su lujosa boda fue una farsa puesta en escena de su reality show, ‘Keeping Up with the Kardashians’.