Shakira | Fuente: Instagram

El pasado jueves, la intérprete de “Chantaje” y “Hips don’t lie”, Shakira, acudió a la Fiscalía en España, pues de encuentra siendo investigada por seis delitos fiscales, por presuntamente haber defraudado 14,5 millones de euros a Hacienda.

La empresaria y cantante se encuentra en el ojo de la tormenta pues la Fiscalía considera que, entre 2012 y 2014, ya era residente en España y debía pagar impuestos en dicho país, algo que no ocurrió ya que la cantante asegura que por esos años no contaba con un domicilio fijo.

De acuerdo con la esposa del defensa del Barcelona, Gerard Piqué, no fue hasta el 2015 que se mudó al país europeo e ingresó a la escuela a uno de sus hijos, Milan, que empezó a residir en dicho país y a construir una “familia tradicional”:

De acuerdo con fuentes judiciales citadas por el diario El País, Shakira aludió a su condición de asesora del expresidente Barack Obama, su rol en la fundación que lidera “Pies Descalzos” y su participación en el programa “The Voice” —que grababa en Estados Unidos— para demostrar, junto a su abogado, José Ángel González Franco, que por esos años era una suerte de “nómada” sin domicilio fijo.

Asimismo, aseguró que durante el periodo en mención no pasó ni la mitad de un año en España, tiempo bajo el que según la ley se considera que una persona es residente fiscal. Hacienda investigó a la cantante: visitó su peluquería en Barcelona, su casa y revisó sus redes sociales, lo que los ha llevado a determinar que, desde el 2012, Shakira vive en la capital catalana.

¿QUÉ PASABA CON SUS HIJOS?

La versión de la compositora apunta a que empezó a instalarse en España poco después de que su esposo renovara su contrato, en junio de 2014, con el equipo de fútbol.

Asimismo, afirmó que, además de todos los viajes que debe realizar por trabajo (siempre lleva a sus hijos pues es una “mama canguro”), posee una vivienda en Perpinya, Francia, a donde suele ir para aislarse y escribir canciones.  

¿Qué opinas?