El mensaje del arquero del Liverpool tras sus bloopers en la final de la Champions League

El alemán Loris Karius cometió dos errores que le permitieron al Real Madrid levantar la copa más importante de Europa.
El arquero del Liverpool cometió dos errores en la final. | Fuente: Foto: EFE

El alemán Loris Karius, guardameta del Liverpool que cometió dos graves fallos en la final de la Liga de Campeones que significaron dos goles del Real Madrid, reconoció, desconsolado, que no sabía qué había pasado.

"No sé qué pasó. Lo siento mucho por mis compañeros por haber perdido la final. Intentaron animarme en el vestuario, pero lo siento mucho", indicó el guardameta germano.

Por su parte, el holandés Virgil Van Dijk, defensa central del conjunto inglés, comentó que "no es una sensación agradable". "Ganamos todos juntos y perdemos todos juntos. No culpamos a Loris. En un deporte como este cualquier cosa puede ocurrir, pero es una pena", dijo.

"Debemos estar orgullosos. Todos los equipos en Inglaterra hubieran querido estar en nuestra posición. Es algo muy grande estar en la final aunque ahora sea decepcionante", apuntó.

Dos errores que costaron caro

El arquero del Liverpool Loris Karius fue el protagonista en la derrota de su equipo ante el Real Madrid por la final de la Champions League. El guardameta alemán cometió dos terribles bloopers que le dieron el título al equipo español.

El primer error de Karius ocurrió en el tanto de Karim Benzemá que abrió el marcador. El arquero tenía el balón en sus manos cuando intentó darle pase a su compañero, pero no contó con que el delantero francés se encontraba muy cerca y solo atinó a interponer su pierna para desviar el destino del balón rumbo al arco.

Luego de esto vino el empate del Liverpool pero el marcador volvió a ponerse a favor del Madrid gracias a una espectacular chalaca de Gareth Bale. En este tanto el arquero no tuvo tiempo de reaccionar ante la impresionante acrobacia del galés.

Sin embargo, poco tiempo después el arquero alemán protagonizó un nuevo blooper cuando su equipo buscaba el empate. Gareth Bale disparó de larga distancia, y a pesar de que la pelota iba dirigida a las manos del portero, un mal cálculo hizo que rebotara y se metiera al arco.

Con información de EFE

¿Qué opinas?