El volante croata del Real Madrid Luka Modric (33 años)  fue el ganador del Balón de Oro 2018 y así acabó con el reinado de Cristiano Ronaldo y Lionel Messi, ganadores de cinco trofeos cada uno en la última década.

El trofeo que recompensa anualmente al mejor futbolista del planeta lo entregó la revista France Football este lunes en una ceremonia celebrada en el Grand Palais de París, a la que acudieron muchas de las estrellas del balón, entre las que no estaban Messi y Cristiano, que ocuparon la segunda y quinta posición, respectivamente.

Modric fue elegido el mejor jugador del Mundial Rusia 2018 y también había sido designado como el mejor de la temporada en la UEFA y en los premios The Best de la FIFA.