River Plate no pudo marcar el gol del honor ante el Barcelona

En la final del Mundial de Clubes, entre el Barcelona y River Plate, el jugador Gonzalo Martínez realizó un remate que era casi imposible de atajar, pero Claudio Bravo con las uñas impidió el tanto del honor para el cuadro argentino.

TWITTER: CLAUDIO BRAVO Y SU TAPADÓN

Sobre los 83 minutos de juego River Plate era dueño de las jugadas más peligrosas, en donde Gonzalo Martínez robó un balón en ataque. Cuando quedó cerca al área tenía la opción de dar pase o pegarle al arco, con la que se decidió a la segunda y por poco marca el empate, Claudio Bravo hizo una atajada impresionante.

Barcelona terminó con un contundente 3 a 0 contra el equipo argentino, River Plate, con lo que consiguió su tercer Mundial de Clubes e igualó a Sao Paulo.