Los principales clubes de fútbol europeos perdieron conjuntamente en 2010 más de 2 mil millones de dólares (1.542 millones de euros al cambio de hoy) y sus deudas superaron con creces lo establecido por la normativa para impedir el sobreendeudamiento de los equipos.

Así lo anunció en rueda de prensa el secretario general de la UEFA, Gianni Infantino, citando un informe del organismo sobre financiación de clubes.

El informe indica que las pérdidas de los clubes europeos de primera división se deben a un retroceso en los ingresos ligados a los traspasos, y superan con creces las acumuladas en el 2009 (1.200 millones de euros).

El texto establece en 3.300 millones de euros el monto total de gastos de traspasos realizados durante 2010.

El análisis realizado entre 650 clubes señala que el 56 por ciento de los equipos tuvo pérdidas en 2010 y que su deuda alcanzó los 10.900 millones de dólares (8.408 millones de euros).

"Esta tendencia debe cambiar rápidamente. Si las nuevas exigencias de la UEFA, que serán impuestas en la temporada 2013-2014, con respecto a la buena gestión, fueran ya exigibles, 13 clubes no habrían pasado el test", dijo Infantino.

El informe precisa que el 52 por ciento de los clubes han registrado un "debilitamiento de sus balances, lo que indica que muchos propietarios no han cubierto sus pérdidas".

El texto no nombra a qué clubes se refiere.

EFE