EFE

Un hecho curioso se dio en el primer encuentro de Liga del Barcelona de Lionel Messi.  Que el cuadro catalán gane o que Lionel Messi sea figura no es sorpresa, lo que sí es sorpresa es que un gato negro sea uno de los protagonistas del partido.

El pequeño animal ingresó al terreno de juego apenas inició el encuentro en el Camp Nou y el árbitro tuvo que paralizar el partido. Incluso, ya había estado sobre el césped cuando el Elche entró en el campo para comprobar el estado del terreno de juego.

No es la primera vez que un gato negro aparece en el Camp Nou. En la temporada 2011-12 pasó en dos ocasiones contra la Real Sociedad y contra el Villarreal. El Barça ganó los dos partidos, 2-1 y 5-0. Así que le da suerte.