“Se está logrando prácticamente la extinción de San Jacinto, afirmó el ministro del Interior, Daniel Urresti, durante la inspección que realizó este martes al conocido mercado de autopartes, en La Victoria.

Destacó que desde que se repotenció la vigilancia policial de todas las entradas y salidas del mercado “los resultados son alentadores, porque varios de estos negocios han quebrado, otros cambiaron de giro y otros, están importando repuestos de manera formal”.

“Queda un 18% de locales que todavía seguimos interviniendo porque hay venta de productos de dudosa procedencia”, reconoció Urresti en declaraciones a la prensa.
 
El titular del Interior anunció que esta estrategia se repetirá en el mercado de autopartes La 50 en Independencia con el apoyo de la Sunat.