Marisa Guiulfo es una empresaria y experta en el arte de celebrar. Durante 40 años ha deleitado a miles de personas con su arte culinario, su exquisito sentido estético y la entrega total a su trabajo.

Cada evento que realiza es todo un éxito. En gran parte se debe al minucioso cuidado que pone esta emprendedora a todo lo que hace. “No es solamente preparar la comida o arreglarla bonito, hay que redondear con la atención, la estética y con la entrega”, indica Marisa.

Precisa que en una celebración cada detalle cuenta, desde la ambientación del lugar hasta la propuesta gastronómica, la cual debe ser siempre inesperada para el invitado. “El menú tiene que ser una sorpresa para el comensal, debe ser atractivo y al mismo tiempo apropiado”, señala.

Fruto de su trabajo y dedicación tiene uno de los mejores café restaurantes, “La Bonbonniere”. Un lugar donde converge el placer de atender al público con deliciosos postres y platillos, que pueden ser disfrutados por chicos y grandes.

Marisa Guiulfo es una musa autodidacta que revolucionó el arte de festejar en el Perú, se inició en este fino arte a la edad de 30 años. Recuerda que empezó preparando pequeñas celebraciones, cumpleaños infantiles, comidas y entrega de postres a reconocidos restaurantes de la época como el Chalet de Francia, La Taberna Alemana, entre otros.

Visítenos en:   http://www.facebook.com/peruanosensusalsaRPP