En la sede central de la Defensoría del Pueblo, en el Cercado de Lima, tiene lugar la exhibición de prendas y objetos hallados en fosas clandestinas, ubicadas en los alrededores del cuartel militar Los Cabitos en Ayacucho. El objetivo: la identificación de víctimas de la lucha contra el terrorismo.

Entre los años 2005 y 2009 fueron exhumados los restos de al menos 109 personas, de los cuales 54 cuerpos estaban enteros. A la fecha, solo 4 individuos han sido identificados.

Es por ello, que nace esta iniciativa, que va desde el 9 al 15 de setiembre, en el horario de atención de 9:00 a.m. y 5:00 p.m.

Marlene Román, comisionada adjunta para los Derechos Humanos de la Defensoría del Pueblo, explicó a RPP Noticias que esta diligencia de exhibición busca propiciar la identificación de las personas desaparecidas a causa de la subversión que azoló el país.

“Las personas residentes en Lima que tengan familiares desaparecidos en la ciudad de Ayacucho en esos años de violencia, pueden acercarse a la institución para intentar reconocer algunas prensa”, manifestó.