Un sismo de 6,1 grados de magnitud en la escala de Richter sacudió el sur de Nueva Zelanda, sin que las autoridades hayan informado de víctimas o hayan dado la alerta de tsunami, por el momento.

El Servicio Geológico de Estados Unidos localizó el epicentro en el mar, a 18,1 kilómetros de profundidad y a 940 kilómetros al suroeste de Wellington, la capital del país.

La población más próxima al temblor es Invercargill, en el extremo meridional de la Isla Sur de Nueva Zelanda, a 203 kilómetros al oeste del hipocentro.

Nueva Zelanda se asienta en la falla entre las placas tectónicas del Pacífico y Oceanía y registra cerca de 14.000 terremotos cada año, de los que entre 100 y 150 tienen la suficiente intensidad como para ser percibidos.

EFE