Protestas en ciudades estadounidenses tras la absolución de Zimmerman

Las protestas se volvieron violentas en la ciudad de Oakland, donde la policía informó de la rotura de ventanas y mobiliario urbano, así como de pequeños incendios en las calles.

Varias manifestaciones en distintas ciudades del estado de California (EEUU), la mayoría de ellas pacíficas, tuvieron lugar esta madrugada, tras la absolución del exvigilante voluntario hispano George Zimmerman, acusado de asesinar al joven Trayvon Martin, indicaron hoy las autoridades.

Las protestas se volvieron violentas en la ciudad de Oakland, donde la policía informó de la rotura de ventanas y mobiliario urbano, así como de pequeños incendios en las calles.

Según las autoridades de la ciudad californiana, un centenar de personas se sumó a las protestas tras conocerse el veredicto y, pese a los disturbios, no se practicó ningún arresto.

Algunos manifestantes atacaron uno de los coches de las fuerzas de seguridad.

También el diario "The Oakland Tribune" sufrió roturas en algunas de las ventanas de sus oficinas, aseguró el periódico.

Asimismo, hubo manifestaciones en las ciudades de Los Ángeles, Sacramento y San Francisco, pero todas ellas de carácter pacífico.

Zimmerman, de 29 años, fue declarado este sábado no culpable de los cargos de asesinato en segundo grado y homicidio involuntario que se le imputaban por la muerte en 2012 en Florida (Estados Unidos) del adolescente afroamericano desarmado Trayvon Martin.

Tras algo más de dieciséis horas de intensas deliberaciones, el jurado -compuesto por seis mujeres- alcanzó el veredicto unánime de no culpable en ambos cargos y lo entregó por escrito a la jueza encargada del caso, Debra Nelson.

El caso Zimmerman ha tenido gran repercusión mediática en Estados Unidos y ha reabierto el debate en torno a la desigualdad racial, los derechos civiles y el uso de armas en legítima defensa, con las principales cadenas de televisión retransmitiendo en directo el juicio.

Hace un año las principales protestas se produjeron después de conocerse que la policía de Sanford no había arrestado a Zimmerman, al considerar que no había pruebas que contradijeran su declaración.

EFE