Referencial/EFE

Un médico ucraniano y su esposa, también médica, que ejercían en la localidad oriental libia de Bengasi han sido secuestrados por desconocidos, informaron este jueves a Efe fuentes de seguridad de esa ciudad.

Según las mismas fuentes, los dos médicos ucranianos fueron en realidad secuestrados hace una semana, pero el hospital lo dio a conocer hoy. Se desconoce su paradero y la identidad de los autores, dado que los secuestros, frecuentes en Libia, no suelen ser reivindicados.

El Ministerio de Sanidad libio emitió hoy un comunicado en el que calificó el acto de "irresponsable" y llamó a los secuestradores a "liberar a los dos rehenes" que trabajaban en el hospital Al Houari de Bengasi.

En el comunicado, el ministerio recordó a los secuestradores "la labor humanitaria" de los dos médicos en Libia y advirtió de que este acto no va a ayudar a Libia a "construir estrechas relaciones con el resto de países en el futuro".

Bengasi, la segunda ciudad de Libia, es escenario desde mayo de enfrentamientos continuos entre milicias islamistas y fuerzas leales al general sublevado Jalifa Hafter.

La situación de inseguridad que se vive tanto en Bengasi como en la capital, Trípoli, empujó el pasado julio a numerosos países a evacuar a sus ciudadanos así como a su personal diplomático acreditado en Libia.

EFE