"Pasión y respeto por la tierra" ,un lema que identifica a la enóloga Paula Borgo y a la bodega Septima del Grupo Codorniu, ubicada en la zona de Agrelo, en Lujan de Cuyo, Mendoza.

Paula quien se autodenomina ser un “blend”, por ser hija de padre alemán y madre argentina, pone su sello característico de mujer a la hora de armonizar la fruta con la madrea de la barrica, y  rescata en algunos casos los toque “florales” que logra al hacer cortes de cepas en porcentajes distintos.

En el restaurante “La Carreta”, Perufarma representante de "Septima" ofreció una cata con los vinos de las bodegas que se encuentran en el mercado. Séptima gran reserva 2012; Malbec 60%, Cabernet Sauvignon 30%, Tannat 10% (con 18 meses en barrica de roble francés y americano) , acompaño a la perfección a la entraña de carne con pequeños cristales de sal de maras del Cusco.

El rojo profundo con reflejos violáceos se lucia en copa. En nariz, sobresale los toques “elegantes” de  moras, casis, y de especias provenientes del Tannat. En boca, apreciamos taninos  suaves y algo dulce.

Como dice el sommelier peruano , Cesar Barrientos, un “espumoso” acompaña cualquier comida y no tiene pierde. Anna de Codorniu, se “enamoró” de un mouse de lúcuma a la hora del postre.  Es un Brut equilibrado con acidez y dulzor.  “ Anna de Codorniu Blanc de Blancs”, Brut,  Chardonnay 70%, Parellada 15%, Macabeo 15%. Y también el Anna de Codorniu Brut Rose Pinot Noir 70 % y Chardonnay 30%. (ambos en reposo de 12 meses en tanques).

El Grupo Codroniu, viene consolidando su portafolio de productos de las gamas intermedias y premium: desde los efectivos Séptima hasta el estupendo Séptima Gran Reserva. La novedad son las líneeas Séptimo Día y Sépima Noche vinos muy expresivos y de corte moderno.