Sismo de 5,2 grados sacude dos regiones del norte de Chile

El seísmo, que ocurrió a las 09.11 hora local de este domingo (12.11 GMT), no causó víctimas o daños visibles, según las autoridades.
EFE

Un temblor de 5,2 grados de magnitud en la escala de Richter sacudió este domingo las regiones de Tarapacá y Antofagasta, en el norte de Chile, afectadas el pasado día 1 por un terremoto de 8,2 grados que también alcanzó a Arica y Parinacota.

El sismo, que ocurrió a las 09.11 hora local de este domingo (12.11 GMT), no causó víctimas o daños visibles, según las autoridades.

El epicentro se localizó en el mar, a 73 kilómetros al suroeste de Alto Hospicio y a unos 1.860 de Santiago, en la región de Tarapacá, informó el Centro Sismológico de la Universidad de Chile, que fijó su hipocentro a 23,6 kilómetros de profundidad.

En tanto, el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS), que atribuyó al temblor una magnitud de 5,3 grados, calculó el hipocentro a 18 kilómetros bajo la superficie.

El Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada chilena indicó que el seísmo no reunió las características necesarias para generar un tsunami.

La Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) señaló que el temblor fue percibido con una intensidad de cuatro grados de la escala internacional de Mercalli en las localidades de Pica y Pozo Almonte y de tres grados en otros puntos de la región de Tarapacá, incluida Iquique, la capital regional.

En la región de Antofagasta, la intensidad fue de cuatro grados en la localidad de Quillagua, añadió la Onemi, que aseguró que "no se reportan daños a personas, alteración de servicios básicos o infraestructura producto de este sismo".

El terremoto del 1 de abril, que dejó seis muertos y más de 10.000 viviendas destruidas, generó un tsunami moderado en las regiones afectadas, pero obligó a la evacuación de 972.000 personas en localidades costeras de todo Chile y ha sido seguido de centenares de réplicas, decenas de ellas de más de 4,5 grados de magnitud.

Una de ellas alcanzó el 3 de abril una magnitud de 7,6 grados y, para algunos expertos, se trató de un segundo terremoto que sacudió la zona y provocó una alarma de tsunami que obligó a la evacuación de unas 200.000 personas.

EFE