Captura de video

El show de la NBA no sólo se dio dentro del campo de juego. Esta vez, un hecho insólito ocurrió en el duelo entre los Utah Jazz y Houston Rockets donde una broma de la mascota local terminó en un enfrentamiento con aficionados del elenco de Texas.

En esta oportunidad, ni a los hinchas ni al ‘Oso’ le gustaron las bromas y así se puede apreciar en este curioso video. ¿Qué ocurrió?

El ‘Oso’ de los Jazz comenzó a tirarle serpentinas al público pero una de ellas se le metió en la cerveza a dos fanáticos de los Rockets, que buscaron venganza y terminaron detenidos por la policía.