Boris Johnson, primer ministro británico. | Fuente: AFP

El Brexit el 31 de enero es cosa hecha. El primer ministro Boris Johnson obtuvo una mayoría absoluta en las legislativas que le permitirá sacar al Reino Unido de la Unión Europea por la puerta grande, tras años de debates y retrasos.

"Este gobierno conservador ha recibido un nuevo mandato fuerte para hacer efectivo el Brexit y (...) para unir al país y llevarlo adelante", afirmó un Johnson eufórico tras el anuncio de que conservaba su propia plaza de diputado, sin la cual no podría ser reelegido primer ministro.

En el poder desde julio pero con minoría en el Parlamento, el carismático y controvertido mandatario se arriesgó a convocar comicios anticipados en diciembre, un mes oscuro y frío poco propicio a atraer a los británicos a las urnas. Era una apuesta arriesgada... y la ganó.

Su Partido Conservador obtenía 340 diputados en una cámara con 650 escaños, según resultados oficiales parciales citados por los medios británicos. Sumando una tras otra circunscripciones tradicionalmente obreras, en un goteo de resultados que duró toda la noche, se encaminaba a lograr la mayor victoria conservadora desde 1987.

Donald Trump felicita a Johnson

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, felicitó este viernes al primer ministro conservador británico Boris Johnson tras su "gran victoria" en las elecciones legislativas del Reino Unido.

"¡Felicitaciones a Boris Johnson por su gran VICTORIA! Gran Bretaña y Estados Unidos ahora serán libres para lograr un nuevo acuerdo comercial enorme después del BREXIT", escribió en Twitter.

Laboralistas derrotados

Por su parte, la principal fuerza de oposición, el Partido Laborista de Jeremy Corbyn, sufría una contundente derrota con 200 diputados. "Esta es obviamente una noche muy decepcionante", afirmó Corbyn, anunciando que no liderará el partido en unas próximas elecciones y lanzará "una reflexión" interna.

Corbyn había prometido que si llegaba al poder negociaría un nuevo acuerdo con Bruselas, sede de la Unión Europea. para mantener estrechas relaciones entre ambas partes y convocar a otro referéndum con la posibilidad de permanecer dentro del bloque. Una estrategia que parece haber decepcionado a muchas circunscripciones del norte de Inglaterra, bastiones laboristas pero que en 2016 votaron por poner fin a más de 45 años de pertenencia a la UE.

Los independentistas escoceses del SNP llegaban en tercera posición con 46 escaños. Y por detrás con 8 diputados los centristas del Partido Liberaldemócrata, cuya líder Jo Swinson, que hizo campaña prometiendo revocar el Brexit, tendrá que dar un paso al lado tras perder su escaño.

Boris Johnson hizo campaña prometiendo sacar de una vez por todas al Reino Unido de la Unión Europea, más de tres años después del referéndum que aprobó el Brexit en 2016.
Boris Johnson hizo campaña prometiendo sacar de una vez por todas al Reino Unido de la Unión Europea, más de tres años después del referéndum que aprobó el Brexit en 2016. | Fuente: EFE

Brexit el 31 de enero

Decidida por referéndum con 52% de los votos en 2016, la salida británica de la Unión Europea debía haber tenido lugar en marzo de 2019. Pero el rechazo de un parlamento fragmentado al acuerdo de divorcio negociado con Bruselas obligó a aplazarla tres veces. Desde hace más de tres años, el tema paraliza la política británica y ha polarizado a la sociedad. Ahora, Johnson podrá presentar la próxima semana su acuerdo de Brexit al nuevo Parlamento, aunque previsiblemente no será aprobado hasta enero.

Para entrar en vigor, el texto debe también ser ratificado por el Parlamento Europeo, en nombre de los otros 27 países miembros. Sus líderes, reunidos el jueves en una cumbre en Bruselas, parecían respirar tranquilos por la certidumbre que dará este resultado. "Una mayoría clara" es "algo que faltaba en el Reino Unido desde hace años", subrayó la ministra francesa de Asuntos Europeos, Amélie de Montchalin.

Ahora que una mayoría de parlamentarios está a favor del texto, se apresurará en obtener su adopción a tiempo para llevar a cabo el Brexit en la nueva fecha prevista, el 31 de enero. (Con información de AFP)