El secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, denunció al Partido Comunista Chino. | Fuente: AFP

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, denunció un supuesto intento del Partido Comunista Chino de aprovechar políticamente la muerte del afroamericano George Floyd durante una detención policial, que ha generado una oleada de protestas en todo el país.

"El desalmado intento del Partido Comunista Chino de aprovechar la trágica muerte de George Floyd para su propio beneficio político no tendrá éxito. En su mejor momento Pekín impone inmisericorde el comunismo. Ante sus desafíos más difíciles, Estados Unidos garantiza la libertad", afirmó Pompeo a través de su cuenta en Twitter.

El pasado lunes el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Robert O'Brien, afirmó en una entrevista con la cadena ABC que los chinos "disfrutaban del caos" en Estados Unidos y expresaban su "regocijo" con publicaciones en redes sociales.

En respuesta, el portavoz del Ministerio de Exteriores chino, Zhao Lijian, calificó de absolutamente infundadas las acusaciones de Washington de que Pekín influye de alguna manera en las protestas en Estados Unidos.

(Europa Press)

Sepa más: